18 de septiembre de 2019
18.09.2019

Un fármaco duplica la supervivencia al cáncer de mama más común

La molécula abemaciclib ataca a los tumores hormonodependientes, que representan el 70% del global

19.09.2019 | 11:08
Verzenios, un fármaco desarrollado en España.

"Hace 25 años que me dedico al cáncer de mama hormonodependiente (el que depende de las hormonas, especialmente de los estrógeno)] y esta es una de las mayores alegrías que he tenido", sostiene Meritxell Bellet, oncóloga de la Unidad de Cáncer de Mama de Vall d'Hebron Instituto de Oncología (VHIO). Se refiere a Verzenios (desarrollado a partir de la molécula abemaciclib), el nuevo fármaco oral para el cáncer de mama localmente avanzado o metastásico que duplica la supervivencia de las pacientes previamente tratadas con tratamientos hormonales. Verzenios, además, ha sido desarrollado por investigadores españoles.

"Los resultados de los ensayos clínicos con abemaciclib han demostrado que, con él, la supervivencia de progresión (es decir, el tiempo que transcurre hasta que el tumor crece o avanza) pasa de los 14,8 meses a los 28,2 meses", asegura María José Lallena, investigadora y directora del centro de Biología de I+D de Lilly España, la farmacéutica que ha registrado el producto en este país. El cáncer de mama hormonodependiente es uno de los más difíciles de tratar.

El abemaciclib es el tercer inhibidor de las enzimas encargadas de regular el ciclo celular aprobado en la Unión Europea (UE), tras la aprobación de otros fármacos de la misma familia como el palbociclib y el ribociclib. Se toma dos veces al día por vía oral, sin descanso. "En el cáncer de mama HER2 positivo [el que tiene la proteína HER2 sobreexpresada] siempre ha habido mucha más investigación, pues esta proteína se puede atacar de forma muy dirigida y con poca toxicidad. Pero en cáncer de mama hormonodependiente, que representa el 70% de todos los tumores de mama, es la primera vez que veo un cambio radical: nunca antes de la llegada de estos inhibidores habíamos visto nada que aumentara el control de la enfermedad e incluso la supervivencia de las pacientes -cuando el fármaco se aplica en fases iniciales de la enfermedad metastásica-", destaca Bellet.

Según ella, este tratamiento es un paso hacia la "cronificación" del cáncer de mama, si bien la supervivencia en esta enfermedad "sigue estando amenazada". "No es lo mismo tener una diabetes crónica que un cáncer de mama crónico. No banalicemos la carga emocional del cáncer de mama", advierte Bellet, quien sin embargo insiste en que Verzenios es un fármaco que los médicos "no habían visto nunca". "Con más fármacos así las cosas sí pueden cambiar", asevera.

Recaídas a los 10 años


El cáncer de mama, que se desarrolla a partir de células de la glándula mamaria, puede diseminarse a otras partes del cuerpo a través de los tejidos normales próximos o a través del sistema linfático y sanguíneo. Las localizaciones más habituales de metástasis del cáncer de mama son los huesos, los ganglios linfáticos, los pulmones, la pleura, el hígado e, incluso, el cerebro.

En España, cerca de 6.500 mujeres fallecen cada año por cáncer de mama y, de hecho, esta es la primera causa de muerte por cáncer entre el colectivo femenino. Se estima que el 30% de las mujeres con cáncer de mama hormonodependiente acaban recayendo y estas recidivas no suelen tener lugar durante los primeros años, sino que tienden a producirse una década después del primer diagnóstico. Por eso, según la doctora Bellet, es importante, para prevenir, alargar el tratamiento hormonal hasta los 10 años en los casos de mayor riesgo.

Verzenios está incluido en la prestación farmacéutica del Sistema Nacional de Salud (SNS) desde mayo y, por tanto, toda la ciudadanía española puede ya beneficiarse de él. También ha sido aprobado por la Agencia Europea del Medicamento (EMA). "Este fármaco no solo ha demostrado disminuir significativamente el tamaño de las lesiones de los pacientes y aumentar el control de la enfermedad y la supervivencia de las mujeres con cáncer de mama metastásico que han recaído, sino que también ha demostrado su eficacia incluso cuando se da solo, sin compañía de la hormonoterapia, lo que refleja su potencia", insiste la oncóloga del VHIO.

Precisamente una de las ventajas del abemaciclib es su baja toxicidad. Según los especialistas, otros tratamientos tradicionales como la quimioterapia producen la muerte celular tanto en las células tumorales como en las sanas, por lo que los efectos secundarios son más intensos y duraderos. Sin embargo, el grado de tolerancia del abemaciclib es elevado y por eso su toxicidad es más fácil de controlar. Además, este fármaco permite "retrasar" meses y meses la aplicación de tratamientos tan "agresivos" como la quimioterapia. Y, también, reducir notablemente el tamaño del tumor.

El papel de España


Verzenios es un fármaco desarrollado en España con la colaboración del centro de Biología de I+D que la farmacéutica Lilly tiene en Alcobendas (Madrid). "España ha sido esencial para el descubrimiento de este fármaco. Numerosos centros españoles de investigación clínica han participado el hallazgo de la molécula [el abemaciclib], en la fase preclínica y en el desarrollo clínico", cuenta la investigadora María José Lallena. Ella es quien dirige el centro de Biología de I+D de Lilly en Alcobendas, el cual "ha estado involucrado desde el principio y hasta el final" y ha "liderado" este proyecto. "Es posible que sin la aportación de los científicos españoles, el abemaciclib -en el que llevamos trabajando desde principios del siglo XXI- no se hubiera convertido en realidad", añade.

Además, según el director médico del área de Oncología de Lilly España, Alejo Cassinello, "España ha sido el segundo país, después de EEUU, en aportar pacientes a los ensayos clínicos de Lilly sobre cáncer de mama". "España ha participado en 10 ensayos clínicos de cáncer de mama, en los que han colaborado hasta siete centros de primer nivel. Y Catalunya, en concreto, ha sido la comunidad más representada, pues ha aportado unos 200 pacientes para el desarrollo del abemaciclib", concluye Cassinello, quien recuerda que Verzenios ya está "comercialmente disponible" en cualquier hospital de España y que también "todo Occidente" puede beneficiarse de él.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook