Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Brotes de sarampión

Vacunas: ¿Obligar o convencer?

Médicos y pacientes españoles defienden su importancia en un momento en que los discursos antivacunas ganan peso en países como Francia e Italia

La importancia de las vacunas es defendida en todo el mundo.

La importancia de las vacunas es defendida en todo el mundo. Shutterstock

Europa asiste, con sorpresa, a un inesperado repunte de los casos de sarampión, un aumento que también está afectando a España. Aunque las circunstancias de estos brotes son específicas y atienden a varias causas, no es menos cierto que se producen en un momento en el que el discurso 'antivacunas' dispone de una inusitada fuerza en países como Francia e Italia, donde el ascenso de casos es mucho más notable que en España. Los expertos se felicitan por la cultura vacunal y las tasas de vacunación que se dan en nuestro país, pero llaman a no bajar la guardia y abogan por el convencimiento antes que la imposición para vencer las resistencias.

Los últimos brotes de sarampión combinan el efecto de la descomposición de los sistemas de salud en países como Ucrania con las consecuencias de los discursos 'antivacunas' en países como Francia e Italia

El Departamento de Salud de la Generalitat de Cataluña confirmó este jueves que en el último mes se han dado en esta comunidad un total de 19 casos, elevándose hasta 30 en lo que va de año. El año pasado, se produjeron en España 224 casos de sarampión, según datos del Instituto de Salud Carlos III, una tasa muy alejada de los casi 3.000 que hubo en Italia o Francia. La tasa de primovacunación -las vacunas que recibe el recién nacido en su primer año de vida- superó el 97% en 2016, según datos del Ministerio de Sanidad. Las vacunas evitan que las personas contraigan enfermedades como el sarampión, la varicela, la tosferina o la meningitis, entre otras. Pero el mensaje 'antivacunas', aunque afortunadamente muy minoritario, sigue presente, amplificado por el poder de las redes sociales y las nuevas tecnologías. Entre 80.000 y 150.000 menores que viven en nuestro país no son vacunados por decisión de sus padres.

Vicente Baos, médico de Atención Primaria en Madrid y uno de los divulgadores más conocidos en materia sanitaria, cree que el pico epidémico de sarampión que se está viviendo en las últimas semanas obedece a diferentes causas. Por un lado, el empeoramiento en los sistemas de salud de países del este de Europa - sobre todo Ucrania, donde más casos se han dado -, lo que ha provocado que la oferta vacunal esté cayendo. En los países del entorno de España, como Francia e Italia, se genera un efecto de varias causas, ya que se combina la aparición de un caso en unas zonas muy específicas, por lo general alejadas de las grandes ciudades, con el empuje del mensaje de los grupos contrarios a las vacunas, que por ignorancia, mala información o cualquier otro motivo arrastran a la desprotección a sus hijos y parientes.

Los expertos optan por la vía de la persuasión para vencer las resistencias. Se calcula que en el último año entre 80.000 y 150.000 menores que viven en España no han recibido vacunas

"Los 'antivacunas' suelen ser personas formadas, con estudios, que también quieren lo mejor para sus hijos. Por eso abogamos por tratarlos con respeto y escucharlos, ya que creemos que es mejor apelar al convencimiento desde la base científica en lugar de la imposición. Escuchar a un pediatra es razón de peso para que un joven padre comprenda que las vacunas son un beneficio", explica Elena Moya, vicepresidenta de la Asociación Española contra la Meningitis. En Italia, ante el incremento de casos en los últimos años, las autoridades sanitarias han reforzado los protocolos para hacer obligatorias diversas vacunas.

La OMS ha redoblado su mensaje en defensa de las vacunas. Shutterstock

Ese debate se ha reabierto entre distintos agentes sanitarios. ¿Imponer el uso de vacunas o convencer a los padres de que vacunen a sus hijos? De momento, en España, la comunidad médica se inclina por la vía de la persuasión. "A día de hoy, abogamos por convencer y no imponer. Nos gustaría que ese porcentaje del 3% también lo hiciera, pero nos da miedo que la obligación conlleve un rechazo en aquellos padres que sí vacunan a sus hijos. Pero si el escenario cambiara, nos plantearíamos la obligación", explica el doctor David Moreno, coordinador del Comité Asesor de Vacunas de la Asociación Española de Pediatría.

"¿En qué mundo vive quien duda de las vacunas?", se pregunta el médico y divulgador Vicente Baos

Está aceptado dentro de toda la comunidad médica y científica que no existe una vacuna con una eficacia del 100%. Es decir, que no existe el riesgo cero, aunque la probabilidad de una reacción adversa pueda ser, como indica Baos, de una entre un millón. Pero esa verdad, unida a debates como si el de una vacuna debe ser sufragada por las autoridades públicas o de manera particular, como en el caso de la meningitis B, generan una imagen distorsionada que aprovechan los grupos 'antivacunas' para alimentar su mensaje, muchas veces basados en bulos procedentes de Estados Unidos, un país donde también se han disparado los casos de sarampión. La OMS (Organización Mundial de la Salud) ya incluye a los antivacunas como una de las diez principales amenazas.

"¿En qué mundo vive quien duda de las vacunas?", se pregunta Vicente Baos, también partidario de convencer antes que imponer. "En España la fuerza de los antivacunas es muy marginal y la inmensa mayoría de la población es consciente de los beneficios. Pero creo que hay que acercarse a este problema con persuasión y no con la imposición", concluye el divulgador.

Compartir el artículo

stats