Cada vez, es más habitual, el robo de carritos de la compra de las grandes cadenas de supermercados. Aunque como es habitual para coger un carrito para realizar la compra, se necesita insertar una moneda, desde Mercadona, esto se decidió suprimir.

En más de una ocasión te habrás encontrado en la calle carritos abandonados o has visto a muchos clientes de los supermercados que se lo llevan a casa debido a la comodidad que conlleva no tener que cargar con la compra. Muchos comercios optaron por la obligatoriedad de insertar una moneda, pero la empresa de Juan Roig decidió suprimir este mecanismo y se ha implantado un sistema antirrobo que ha sido desarrollado por la empresa española Carttec.

Funcionamiento del mecanismo

El sistema antirrobo implantado por Mercadona en sus carritos de la compra, recibe el nombre de CartControl. Un sistema que consta de un mecanismo que sirve para bloquear las ruedas de los carros parcialmente o en su totalidad. De esta manera, el carrito quedará totalmente inutilizable y quien se lo lleve no tendrá la posibilidad de seguir disfrutando de sus funciones o de venderlos a través de internet, donde los precios rondan los 50€.

La empresa no ha oficializado cuál es la tecnología concreta que ha utilizado para crear este sistema, pero el modo de funcionamiento ya es habitual en grandes almacenes. El mecanismo de bloqueo funciona mediante la creación de un perímetro que delimitará por donde podrá circular el carrito, que habitualmente será el propio supermercado y el parking. En las ruedas de los carros se colocan unos sensores que se activarán cuando este detecte que se han superado los límites del perímetro y se accionará el sistema de frenado de las ruedas parando en seco el carrito.

Este sistema de seguridad empieza a utilizarse cada vez más en diferentes países. En España el único supermercado que ha implantado este sistema ha sido Mercadona y ninguno de los competidores ha decidido todavía instalarlo en sus carritos de la compra.