La fruta es uno de los alimentos que más puede ayudarnos a cuidar nuestra salud. Es importante que la consumamos a diario y vayamos variando los productos que comemos. Debería ser una parte imprescindible de nuestra dieta. La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda consumir 5 piezas de fruta y verdura al día, y cuanto más variadas mejor, porque cada una aporta nutrientes distinos.

También debemos ser conscientes de que existen algunos tipos de fruta que tienen más beneficios que otros y eso es lo que ocurre con los que te presentamos hoy: los cítricos. Nos ayudan a tener una piel más bonita, protegen nuestro sistema digestivo y desintoxican nuestro organismo pero estas no son sus únicas ventajas. Conoce a fondo todo lo que te pueden aportar los cítricos y sus beneficios.

Cómo y cuándo consumir frutas cítricas

Antes de comprar cítricos debes conocer todos los beneficios que aportan:

  1. Procura consumirlos siempre antes de las dos de la tarde.
  2. La naranja y la mandarina son frutas que se deben comer solas. Si no, te pueden causar problemas gástricos.
  3. Debes consumir naranja por la mañana y evitarla por la noche, porque a esas horas te puede resultar indigesta.
  4. No mezcles naranja con la zanahoria, porque esa mezcla eleva la acidez estomacal y puede afectar negativamente al hígado.
  5. No comas papaya mezclada con limón, porque esa combinación te puede ocasionar anemia o problemas con la hemoglobina.

Fruta

Beneficios de los cítricos

Los cítricos son una especie de frutas que pertenece al género Citrus y se caracterizan por tener un sabor ácido que combina muy bien con ciertas comidas y bebidas. Algunos de los más conocidos son el limón, la naranja o incluso el pomelo. Tienen muchas más ventajas de las que conocemos.

Sistema digestivo sano

Mantener en buenas condiciones nuestro sistema digestivo es algo esencial si queremos llevar una vida plena. Y, en este sentido, los cítricos son un excelente aliado ya que nos ayudan a protegerlo y consigue que funcione mejor. Por ejemplo la naranja nos ayuda a aliviar la acidez estomacal a la vez que desinfecta nuestras vías digestivas, al igual que ocurre con el pomelo.

Piel más sana y bonita

Los cítricos poseen aceites esenciales que nos ayudan a dar vida a nuestra piel para que luzca más bonita y sana. Sobre todo si los consumimos en ayunas. Nos ayudan a limpiar la piel, hidratarla e incluso nos permiten luchar contra ciertas enfermedades como la dermatitis.

Un puesto con fruta.

Reducen el colesterol

Estas frutas también nos ayudan a bajar los niveles de ácido úrico en sangre, lo cual nos permite reducir el colesterol y así prevenir la aparición de ciertas enfermedades del corazón. Esto es gracias a que contienen niveles altos de vitamina C y también de fibra, dos componentes que nos ayudan a proteger la salud de nuestro corazón.

Sistema inmune reforzado

Consumir naranjas, pomelos o cualquier otro cítrico puede ayudarnos a cuidar nuestro sistema inmune, el encargado de protegernos de la aparición de ciertas enfermedades infecciones.  Pero además estas frutas también tienen potasio, cobre y azufre, tres elementos que ayudan a que nuestro cuerpo funcione de una forma más efectiva. Incluso vitamina C y E, dos nutrientes que luchan contra los radicales libres.

Aliadas para adelgazar

Si lo que buscas es adelgazar, también puedes aprovechar el poder de los cítricos para ayudarte a perder peso. El pomelo en ayunas nos ayuda a quemar las grasas que consumimos y además nos permite liberar a nuestro organismo de toxinas gracias a su efecto diurético. Algo que también ocurre si tomas un vaso de agua con limón por las mañanas.