El Consejo de Gobierno Insular aprobó el concurso para redactar la primera fase del proyecto de mejora de la red insular de infraestructuras y equipamientos para la observación de aves. Esta actuación saldrá a licitación a mediados de enero con un presupuesto de 316.985 euros. La directora insular de Turismo, Laura Castro, explica que el objetivo es disponer de las herramientas para «poner en valor nuestros recursos paisajísticos y naturales, permitiendo el desarrollo de la oferta ornitológica sin perjudicar el territorio y su biodiversidad».

El proyecto cuenta con un presupuesto global de 3,4 millones de euros y su desarrollo está programado en tres fases, entre 2023 y 2027. Para la primera, la inversión será de 316.985 euros, divididos en cuatro lotes.

Con el objetivo de propiciar la diversificación de adjudicatarios y de asegurar una mayor calidad en la presentación del contrato, solo se podrá adjudicar un máximo de un lote a un mismo licitador.

El objetivo es contar con las instalaciones y los equipamientos necesarios para la observación de aves

La red insular para el avistamiento de aves recoge los lugares prioritarios a intervenir en función de su interés ornitológico, de su potencialidad turística y de las posibles sinergias con otros productos turísticos, como el senderismo o el astroturismo.

En concreto, los trabajos mejorarán y adecuarán los senderos de Monte del Agua, Costa de Los Silos y Charcas de Erjos (Los Silos), Las Lagunetas (El Rosario-Tacoronte-Candelaria), el Malpaís de Güímar y El Cabezo (El Médano). También se acondicionarán las áreas recreativas de La Caldera (La Orotava), Lomo de la Jara (Tacoronte), Las Lajas (Vilaflor) y Chío (Guía de Isora), así como los miradores Pico del Inglés (Santa Cruz), Los Poleos (Santiago del Teide) y La Grimona y El Lance (Los Realejos).

Todas las actuaciones deberán cumplir con los criterios de accesibilidad, señalización, calidad, garantía de mantenimiento e integración correspondientes. Este programa de actuaciones forma parte del proyecto Tenerife Reset, en el marco del programa Planes de Sostenibilidad Turística en Destino, financiado con fondos europeos Next Generation.

Castro incide en que «desde el Cabildo seguimos trabajando por Santa Cruz y por consolidar a Tenerife como un destino turístico comprometido con la sostenibilidad y la innovación».