Suscríbete

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Sí Podemos pide reprobar a Arriaga y este lo considera una «venganza» por el tren del Sur

Los ‘morados’ critican con dureza la gestión del vicepresidente del Cabildo en Titsa y el ITER

Arriaga, en un pleno. Carsten W. Lauritsen

El grupo insular de Sí Podemos Canarias solicitará la reprobación del vicepresidente del Cabildo de Tenerife, Enrique Arriaga, en el próximo pleno de la Corporación insular. Esto señaló María José Belda, portavoz de la formación morada en el Cabildo. El motivo son «las evidencias de la mala gestión en empresas públicas bajo su responsabilidad como Titsa o el ITER». Arriaga lo achaca a una «venganza por nuestra posición favorable a desarrollar el tren del Sur», proyecto que Podemos rechaza –Sí Podemos Canarias respaldó el gobierno insular de PSOE y Ciudadanos, y se mantiene como apoyo externo–.

Belda detalla que durante la comparecencia del consejero de Ciudadanos en el último pleno, «expusimos numerosas deficiencias en ambas empresas que provocan problemas graves cuando deben ser punteras en la prestación de servicios públicos a la ciudadanía». La portavoz de Sí Podemos Canarias denuncia que es «preocupante e intolerable» que «la respuesta sea que acudamos a los servicios de la compañía en busca de soluciones». Valora que Arriaga «elude su obligación como responsable» porque «tira balones fuera y parece que no va con él».

El consejero morado David Carballo denuncia, por su parte, que en Innovación, área bajo responsabilidad de Arriaga junto a Movilidad, «se han cometido errores graves que afectan a entidades públicas como Parque Científico y Tecnológico de Tenerife (INtech Tenerife), donde es consejera delegada una imputada por el caso NAP». Además, subraya que «se ha despilfarrado dinero público en un Plan Director de Innovación fallido y a medias». Incide Carballo en «la pérdida de la financiación del sistema de detección temprana de riesgos forestales, lo que equivale a la devolución de 4,1 millones de euros».

María José Belda asegura que Arriaga tiene también «un conflicto abierto en la TF-21 y la tala indiscriminada de árboles». La portavoz de los morados concluye: «Tenemos conocimiento de problemáticas en otras empresas públicas bajo el extenso paraguas de áreas que intenta abarcar». Sí Podemos Canarias recuerda que su posición «es de oposición. Ya anunciamos tras el pleno de febrero que retiramos el apoyo a las áreas que dirige Cs». La razón es «incumplir los acuerdos con el PSOE que le permiten gobernar».

«Esto es una venganza por nuestra posición favorable a impulsar el tren del Sur». Así valora Enrique Arriaga la que considera «una actitud antidemocrática» de Sí Podemos Canarias, porque «pretenden imponer a otra formación política lo que ellos quieren». Recuerda el líder de Cs y vicepresidente del Cabildo que «no tenemos firmado ningún pacto con Sí Podemos, sino un acuerdo al principio del mandato para llevar a cabo la moción de censura contra el gobierno de Coalición Canaria». El coordinador regional de la formación naranja rechaza tratar de vincularlo a la gestión en Titsa o el ITER, «que puede ser mejorable, pero nada tiene que ver con esta vendetta política». Arriaga valora: «Seguiremos trabajando por los tinerfeños y le digo a Sí Podemos Canarias que haga lo que considere conveniente». Enrique Arriaga concluye: «El objetivo de Ciudadanos es poner a Tenerife en marcha, frente a la parálisis que otros quieren para nuestra Isla».

Este periódico intentó conocer la opinión de la otra parte del equipo de gobierno, la del PSOE, pero sus portavoces optaron por no hacer declaraciones. En el pleno de enero, Enrique Arriaga retiró «por falta de consenso» su moción para incluir el tren del Sur en la Red Ferroviaria de Interés General del estado y poder recibir subvenciones europeas para el proyecto. Sí Podemos Canarias amenazó un día antes de la sesión con romper el pacto de gobierno suscrito con el PSOE si este partido apoyaba la iniciativa.

En la sesión de febrero salió adelante una moción para impulsar la infraestructura, a iniciativa de CC con el apoyo del PP y el voto en contra de PSOE y Sí Podemos. Se aprobó por la abstención de Cs. Arriaga alegó entonces que «PP y CC no buscan favorecer al tren, sino generar división y crispación».

Mientras en Tenerife Si Podemos se opone al sistema tranviario, en Gran Canaria sus compañeros de partido lo apoyan como demostró su voto favorable el pasado viernes cuando el Cabildo respaldó de forma unánime al tren. El proceso del tren del Sur comenzó en 1997 y 25 años después sigue esin avanzar.

Compartir el artículo

stats