Suscríbete

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Aqualia seguirá prestando el servicio de agua en Güímar durante 25 años

Prestataria desde 1995, el coste del nuevo contrato asciende a más de 71 millones de euros

Desde la izquierda, Airam Puerta, Gustavo Pérez y Francisco Blanco. E. D.

Aunque el acuerdo plenario fue adoptado el pasado 24 de junio, el Ayuntamiento de Güímar y Aqualia firmaron ayer el contrato mediante el cual la empresa líder en la gestión del ciclo integral del agua prestará su servicio en el municipio durante 25 años más, con un coste para el municipio cifrado en 71.034.067 euros (más de 2,8 millones de euros cada año). La oferta de la sociedad obtiene la adjudicación del contrato administrativo de concesión de servicio público de abastecimiento de agua potable y alcantarillado del municipio tinerfeño, imponiéndose a las seis empresas que concurrieron al concurso, entre las que se encontraban competidores como Canaragua (Suez), Sacyr o Global Omnium-Tagua.

El alcalde de Güímar, Gustavo Pérez, y el delegado de Aqualia en Canarias, Francisco Blanco, procedieron ayer al acto formal de la firma del documento de adjudicación del servicio en el Consistorio güimarero, en presencia del primer teniente alcalde, Airam Puerta. El acuerdo, entre otras cuestiones, establece que Aqualia se compromete a ejecutar obras de mejora que deberá realizar en el transcurso de los tres primeros años del contrato. Asimismo, acometerá la renovación de infraestructuras a partir del cuarto año de vigencia de este contrato y de forma trienal. Cabe recordar que Güímar cuenta con 14 depósitos de agua.

Aqualia presta servicio a los más de 20.000 habitantes con que ahora cuenta el municipio de Güímar desde el año 1995, de los cuales los últimos ocho ha contado con contrato prorrogado. En el momento de la adjudicación, el Pleno fue informado de que la tarifa del suministro de agua aumenta el 5,34% durante el primer año, estando sujeto el resto al Índice de Precios al Consumo (IPC).

Un largo recorrido

El proceso seguido por el Ayuntamiento de Güímar con este concurso hasta llegar a la firma de la adjudicación celebrada ayer comenzó en el mandato anterior. De hecho, el pliego de condiciones elaborado entonces llegó a quedar sobre la mesa en la comisión informativa previa al pleno de adjudicación. Un informe externo detectó en el mismo cuestiones que tuvieron que ser subsanadas, lo que motivó una gran demora en la aprobación definitiva, teniendo en cuenta que durante el procedimiento se produjo un cambio de mandato y de grupo de gobierno.

La empresa concesionaria desarrollará la actividad en Güímar a partir de ahora con un nuevo contrato adaptado a la realidad del municipio. Se da la circunstancia de que la empresa Aqualia también es la que tiene adjudicado el servicio de abastecimiento de agua en los dos restantes municipios que conforman el Valle de Güímar: Candelaria y Arafo.

Compartir el artículo

stats