Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

San Juan de la Rambla

La renovada balsa de Llanos de Mesa garantiza el riego a 420 agricultores

El Cabildo de Tenerife destinó 515.000 euros a la reimpermeabilización de esta infraestructura de 1986

Visita de Pedro Martín a la balsa de Llanos de Mesa

La renovada balsa de Llanos de Mesa, en la zona alta de San Juan de la Rambla, garantiza de nuevo el riego de las parcelas de 420 agricultores del norte de la isla, que mientras se han ejecutado las obras han podido abastecerse con un depósito temporal de 400 metros cúbicos de capacidad. El Cabildo de Tenerife ha invertido 515.000 euros en la reimpermeabilización y otras mejoras de esta infraestructura clave para el sector agrícola en la comarca, donde la papa es el cultivo mayoritario.

El presidente insular, Pedro Martín (PSOE), visitó ayer la balsa, acompañado por el consejero insular de Agricultura, Javier Parrilla; el alcalde ramblero, Ezequiel Domínguez, y el director insular de Agricultura y Desarrollo Rural, Cayetano Silva, entre otras autoridades. Martín subrayó que esta actuación, que se ha realizado con «una tecnología puntera y referente», «continuará ahora en el núcleo de medianías de Benijos, en La Orotava, donde invertiremos más de un millón de euros».

Martín añadió que «para el Cabildo es imprescindible abastecer de agua a los cultivos de la isla y también velar por la eficiencia de las instalaciones de almacenamiento, contribuyendo con ello a la preservación de los recursos naturales de la isla». A su juicio, «el compromiso con la calidad del agua es indiscutible para favorecer a agricultores y ganaderos. Y esto lo hemos conseguido después del minucioso trabajo de limpieza e impermeabilización».

Ezequiel Domínguez valoró el proyecto realizado por el Cabildo, a través de la empresa pública Balten, que «permitirá dotar de agua, no solo a los terrenos de nuestro municipio, sino de toda la comarca». La gerente de Balten, Ana Sánchez Quesadas, explicó que en la obra se han empleado «materiales, tecnologías y controles mucho más avanzados en impermeabilización que los que había originalmente. El mayor reto al que se ha enfrentado la empresa pública durante la obra ha sido el seguir manteniendo el servicio de riego de la zona durante todo el periodo en que la balsa ha estado vacía».

Los lodos extraídos del embalse se han aprovechado para la mejora de suelos de uso agrícola

decoration

La tecnología utilizada convierten a esta balsa en «un referente a nivel nacional en trabajos y estudios de impermeabilización, liderando proyectos en convenio con el Centro de Estudios y Experimentación de Obras Públicas (Cedex)», según Sánchez Quesadas. Para la gerente de Balten, «esta línea de investigación es esencial para el crecimiento y la mejora continua del servicio que prestamos».

La directora técnica de la obra, Tatiana Vara, expuso que «se ha llevado a cabo una mejora de todos los sistemas de bombeo, y la automatización del sistema, que estaba totalmente obsoleto, lo que permite mejorar la calidad del servicio». El proceso de vaciado permitió, a propuesta del Servicio de Desarrollo Rural del Cabildo de Tenerife, «la reutilización de los lodos extraídos tras la limpieza de la balsa; un material de alta calidad agrícola para la mejora de suelos de fincas de la institución insular, evitando, además, la sobrecarga en los vertederos».

Balsa de Llanos de Mesa El Día

Parrilla hizo hincapié en la necesidad de optimizar todas las infraestructuras de almacenamiento y de conducción de agua, «ya que es imprescindible contar con el riego suficiente, a un coste adecuado y con las calidades requeridas para abastecer al sector primario de la isla». Además, añadió que «estas inversiones son necesarias porque el agua es un bien escaso y estas instalaciones creadas en 1986, nunca habían sido objeto de una actuación integral».

Compartir el artículo

stats