28 de septiembre de 2020
28.09.2020

Los rebrotes y cuarentenas frenan el impulso de la contratación turística

Los contratos en el mes de agosto caen casi un 4% después de que en julio se registrara un ligero incremento, por primera vez desde el estallido de la crisis provocada por la pandemia

27.09.2020 | 22:15
Un empleado desinfecta un hotel para su reapertura.

Aunque en el mes de julio parecía que comenzaban a surgir ciertos brotes verdes en la creación de empleo en el sector turístico de la Isla, el aumento de los contagios, así como el establecimiento de cuarentenas al turismo y las restricciones por parte de los principales mercados emisores de visitantes, han tornado de nuevo a negativo las contrataciones en este sector vital para la economía tinerfeña.

En julio, todas las ramas turísticas registraron una reactivación laboral con incrementos en la contratación en comparación con los datos del mes anterior. Sin embargo, las cifras de agosto han tirado por tierra las perspectivas positivas que se vislumbraban solo un mes antes, ya que las contrataciones descendieron casi un 4% respecto a las que se produjeron en julio.

Así lo evidencia un informe elaborado por Turismo de Tenerife que señala que el mes pasado apenas se firmaron 3.688 contratos en el sector turístico, una cifra que representa una caída 11.262 contrataciones respecto al mismo periodo del año pasado, una bajada del 76%.

En cuanto al sector de la hostelería, en agosto perdió 9.149 contratos, de los que 6.265 fueron en el servicio de alojamiento y 2.884 en los de comidas y bebidas.

El informe achaca este cambio en la evolución del empleo en el sector turístico a los rebrotes y el aumento de los contagios que se ha producido en las últimas semanas. La imposición de cuarentenas a los viajeros que se desplacen a la Isla por parte de los principales mercados emisores de turistas ha supuesto un nuevo handicap muy importante para el sector. También ha afectado las recomendaciones de no viajar a España que han lanzado algunos gobierno. Todo esto ha supuesto un aluvión de cancelaciones y la limitación de la conectividad debido al cese de operaciones de grandes grupos turísticos como Jet2 o TUI.

Factores que según este estudio "han dado al traste con las perspectivas que se vislumbraban en el mes de julio para el sector del turismo, cuando los datos reflejaban que Tenerife comenzaba a remontar en contrataciones y aminoración del aumento del paro de meses anteriores", gracias a la desescalada y la apertura turística a mercados internacionales que tuvo lugar a partir del 1 de julio.

La falta de dinamismo en la reactivación laboral del sector turístico tiene su efecto en el resto de la economía insular, debido a la importancia que tiene esta actividad. Según señala el informe, en agosto se formalizaron 15.247 contratos en Tenerife, la mitad que en el mismo mes de 2019. A diferencia de lo que ocurrió entonces, cuando los contratos en el sector turístico supusieron casi cinco de cada diez, este año apenas representan el 23% del total.

Ramas de actividad


A pesar de las actuales circunstancias, algunos subsectores del ámbito turístico mantuvieron en agosto la evolución positiva como son las actividades de agencias de viajes, cuyas contrataciones suben un 11%; las actividades de creación, artísticas y espectáculos, que multiplicaron por dos sus contratos respecto al mes de julio; los servicios de alojamiento, que aumentaron un 58%; y las actividades de juegos de azar y las inmobiliarias, que registraron un alza en sus contrataciones del 10% y del 17%, respectivamente.

Sin embargo, si se compara con los datos obtenidos hace un año prácticamente todas las ramas turísticas registran un descenso en las contrataciones. La única excepción, según este informe, es la del transporte marítimo, que sí aumenta su contratación respecto a agosto de 2019.

El informe elaborado por Turismo de Tenerife verifica que, a pesar de que el paro en el sector turístico insular se situó en 28.413 personas, un 41,7% más que el año anterior, su evolución muestra cierta ralentización a partir del pasado mes de julio, después de que registrara incrementos muy notables a partir de abril, cuando el confinamiento motivado por la pandemia del coronavirus provocó un cero turístico sin precedentes en la Isla.

El documento achaca a la reapertura de parte de la actividad turística y a la mejora de la conectividad aérea el freno al avance del paro en este sector en los últimos dos meses.

El paro se redujo en agosto en el sector turístico de forma moderada. En concreto, 338 personas vinculadas a el consiguieron un trabajo el pasado mes y salieron de las listas del paro, lo que supone una reducción del 1,2%.

Según se señala en este informe, las actividades de servicios de alojamiento así como las de comidas y bebidas son las principales responsables de este descenso en el número de parados en el sector turístico, ya que han reducido sus desempleados un 1,8% y un 0,8%.

Sin embargo, a pesar de lo que parece un cambio en la dinámica del aumento del desempleo en una de las actividades más importantes para la economía de Tenerife, el turismo cuenta en la actualidad con 8.000 personas más en el paro respecto a las cifras que se registraban en agosto del año pasado.

Entre esas 28.413 personas desempleadas no se incluyen aquellas que están afectadas por un Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE). Hasta el 21 de julio, un total de 83.382 personas habían visto suspendido su contrato de forma temporal en Tenerife.

Estos Erte han afectado en mayor medida a las empresas turísticas y las de hostelería y comercio aglutinan más de la mitad del total de las solicitudes presentadas.

Sin embargo, las solicitudes de ERTE se ha ido moderando de forma notable en Tenerife y en el mes de julio de media solo una empresa al día solicitó poner en marcha este mecanismo para sostener el empleo, cuando en pleno confinamiento hubo días en los que se superaron el millar de peticiones.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Mapa Coronavirus España

Mapa Coronavirus España