11 de diciembre de 2019
11.12.2019
x
Patrocinador flotante comprobar

Martín plantea a AENA una terminal superior a 40.000 metros cuadrados en Tenerife Sur

En el encuentro, el presidente del Cabildo de Tenerife plantea como objetivo un aeropuerto "de máximos", con capacidad para atender a 16 millones de pasajeros

11.12.2019 | 12:30
Martín plantea a AENA una terminal superior a 40.000 metros cuadrados en Tenerife Sur
Visita al nuevo edificio del aeropuerto Reina Sofía.

La construcción de una gran terminal en el Aeropuerto Tenerife Sur sigue siendo la demanda prioritaria del Cabildo ante Aeropuertos Españoles y Navegación Aérea. Su presidente, Pedro Martín, trasladó ayer la petición de una "obra de máximos" que equivale a "una terminal con más de 40.000 metros cuadrados de superficie útil". La financiación de la misma debe estar incorporada en el Documento de Regulación Aeroportuaria (DORA) 2022-2026. "Este no puede ser un aeropuerto que resulte de una mezcla de parches", defendió antes de sostener que "el diseño funcional de este complejo requiere esa terminal con capacidad para los 16 millones de pasajeros que en su día se proyectaron".

Ese planteamiento lo formuló ayer el titular de la Corporación insular en el marco de un encuentro con directivos de AENA celebrado en las dependencias del aeropuerto con la presencia del vicepresidente de la institución y consejero de Carreteras, Movilidad e Innovación, Enrique Arriaga; y del consejero de Turismo, José Gregorio Medina, así como de alcaldes y concejales de la comarca, empresarios y representantes de los trabajadores y de entidades que participaron en la consulta realizada para plantear el proyecto.

Pedro Martín reivindica para el Tenerife Sur "una terminal que acabe comiéndose al antiguo aeropuerto, responda al movimiento que registra esta instalación y a la previsión de aumento de frecuencias y de nuevas rutas, que permita captar vuelos privados, que genere aparcamientos y que aporte facilidades al transporte público". Lo que está en marcha "no es lo que queremos".

El presidente del Cabildo demanda el cambio del diseño del aeropuerto y señala déficits de funcionamiento que lo degradan, especialmente el hecho de que "facturas en la primera planta, subes a la segunda para pasar el control y volver a bajar". A su juicio, el tránsito de pasajeros requiere "más amplitud y comodidad".

La reunión tenía por objeto hacer partícipes a todos los sectores presentes de la realidad del estado en que se encuentra la negociación sobre el futuro del Aeropuerto Tenerife Sur, "trasladando a AENA la propuesta de máximos que queremos que se tenga en cuenta", explicó Martín.

El momento fue aprovechado para visitar la Terminal 2 (T2) cuya puesta en servicio se producirá el próximo año incrementando el espacio útil en 16.000 metros cuadrados. "Esta obra tiene la misma distribución que la antigua, no es lo que queremos". De hecho, reproduce problemas de la T1, aseguró el presidente del Cabildo.

En la actualidad, se llevan a cabo los trabajos para adaptar la T2 de forma que la misma sea completamente operativa. Desde su construcción (2009) hasta hoy, solo permite operaciones de facturación. Sin embargo, los trabajos adjudicados por 6.065.973 euros en 2017 debieron concluir el pasado mes de noviembre.

La construcción de la T2 concluyó a mediados de 2009. Pensada y diseñada para atender a 4.000 pasajeros (mil más que los registrados una década después) cada hora, su coste fue de 39,1 millones de euros. La obra comenzó en el año 2005 dando como resultado 21.400 metros cuadrados que albergan 32 mostradores de facturación. A ello se añade un estacionamiento de 10.500 metros cuadrados, con capacidad para 213 vehículos en tres niveles, ocho plazas para guaguas y una parada de descarga de taxis. Además, dispone de dos puertas de embarque emplazadas en la pasarela que enlaza ambas terminales.

Un edificio adaptado

Los trabajos que se llevan a cabo actualmente son los del proyecto denominado Adaptación del edificio T2 a procesos de embarque, Aeropuerto de Tenerife Sur, porque la terminal era inoperativa al carecer de fingers o puertas de acceso a los aviones.

De hecho, durante la visita se pudo constatar deficiencias notables en la edificación, especialmente la relativa a las filtraciones de agua, algo que se produce en diversos puntos de esta edificación, que solo ha servido hasta el momento para realizar facturaciones esporádicas, en aquellos días (viernes o martes, especialmente) en los que se registraron las mayores concentraciones de movimiento de pasajeros.

La segunda terminal del Tenerife Sur fue inaugurada en 2008.

En esa línea, el vicepresidente del Cabildo de Tenerife, Enrique Arriaga, informó de que, realizada una pasarela provisional que une ambas terminales, en enero entrarán en servicio seis puertas de embarque en la T2. Cuando concluya la construcción del edificio de enlace (obra aún en cimientos, casi), lo harán otras cuatro puertas de embarque, por lo que el Aeropuerto Tenerife Sur-Reina Sofía "casi duplicará" este equipamiento ya que de las 18 actualmente al uso pasará a contar con 28 puertas de embarque.

En el recorrido realizado ayer estuvo incluida la T1, así como el paseo hacia la T2 por el frente de la obra del edificio de enlace. AENA adjudicó esta construcción a finales del pasado mes de abril por un importe de 44.163.000 euros, a la empresa Sacyr Infraestructuras, S.A. El plazo de ejecución estimado de los trabajos es de 23 meses.

La nueva área terminal, junto a la puesta en servicio de la T2, aumentando un 50% la actual y lleva aparejada la reordenación de los sistemas de control de seguridad y embarque de pasajeros, ofreciendo una transformación completa de la instalación aeroportuaria al integrar los dos edificios actuales en un área terminal única.

Además de encargarse de la distribución de la urbanización exterior del área terminal para adaptarse a la nueva configuración, los trabajos incluyen la construcción de un moderno control de seguridad, centralizado y en un único nivel, con dos amplias zonas de facturación laterales en las terminales T1 y T2. Como consecuencia, la actual T1 readaptará el flujo de salida de pasajeros y ampliará la zona comercial. El edificio tendrá dos prepasarelas para dotarlo de cuatro puertas de embarque.

Estos trabajos se complementan con otras actuaciones, que elevan la inversión a casi 60 millones de euros. Se trata de la ampliación y mejora de los aparcamientos que conllevará, entre otras medidas, el aumento de las plazas destinadas a los 1.500 empleados que trabajarán en las dos terminales.

Las principales actuaciones se centrarán en el aparcamiento de empleados P4 y la zona anexa destinada a Rent a Car. Se construirá una nueva planta para estacionamientos sobre la ahora existente, que generará 827 nuevas plazas, incluyendo 22 de recarga eléctrica, 13 para Personas de Movilidad Reducida (PMR) y 16 para motocicletas. Además, en el aparcamiento P5-TC2 se ejecutará una nueva planta, lo que duplicará las plazas disponibles, hasta 122 para vehículos y dos más para motocicletas. En el aparcamiento P5-TC1 se demolerá la estructura actual para ejecutar una nueva con características similares a las del aparcamiento P5-TC2.

Finalmente, se construirá una pasarela peatonal entre los aparcamientos P4 y P1, que llevará aparejada la colocación de una marquesina e iluminación de la misma. Además, con el objetivo de minimizar las molestias durante la ejecución de las obras, se ha proyectado el acondicionamiento de un aparcamiento provisional.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Mapa Coronavirus España

Mapa Coronavirus España