La Asociación de Defensa y Protección de Animales de Canarias (Adepac) ha informado este miércoles del hallazgo y rescate de 11 cachorros en Ravelo, Tenerife, que se encontraban en muy mal estado ya que no podían alimentase de su madre. Los perros presentaban deshidratación severa y, a pesar de lograr trasladarlos a una clínica veterinaria, uno de los cachorros falleció debido a las dificultades de salud que presentaba. “No tenía los mismos ánimos que sus hermanos” ,“lamentablemente no sobrevivió”, han señalado desde la asociación.

La salud de los cachorros "no es favorable" y presentan deshidratación severa debido a que "la madre tenía una herida bastante pronunciada en una de sus glándulas mamarias", no pudiendo alimentarlos por este motivo, según han explicado los miembros de Adepac.

Los canes fueron rescatados por una voluntaria y un trabajador del albergue canino que se adentraron de una zona boscosa del municipio norteño del sauzal y evitando así, la muerte segura del resto de cachorros.

Los otros 10 cachorros se encuentran en estos momentos en el albergue para recibir todos los cuidados pertinentes y desde Adepac adelantan que dentro de unas semanas publicarán en todas sus redes sociales tanto a los cachorros como a la madre, Berta, "que también merece un hogar·, para que de comienzo un “responsable proceso de adopción”.

Asimismo, cabe recordar que la Asociación de Defensa y Protección de Animales de Canarias (Adepac) se ubica en Ravelo, en el municipio de El Sauzal y es un albergue canino de con una media de 400 perros que buscan un hogar.

⁣⁣