La Guardia Civil del Puesto Principal de Agüimes, en el marco de la Operación VIRAL, ha detenido a un hombre de 34 años con diversos antecedentes policiales por la comisión de 15 de delitos de robo con fuerza en las cosas, 39 delitos leves de hurto y un delito leve de estafa al sustraer los catalizadores y la documentación con los vehículos coincidentes en marca y modelo para darle una supuesta salida legal en una empresa de reciclaje de metales.

La operación se inició a raíz de la detección un significativo incremento de denuncias por delitos patrimoniales, ocurridos entre los meses de octubre de 2021 y enero de 2022, observando que muchos de esos hechos correspondían con la sustracción del convertidor catalítico o catalizador de turismos de una determinada marca y modelo.

Los agentes del área de investigación detectaron que la actividad delictiva no quedaba ahí, sino que de forma paralela se estaban perpetrando numerosos robos en interior de vehículos, de donde además era sustraída su documentación, coincidiendo la marca y modelo de éstos con la de los vehículos cuyos catalizadores eran sustraídos.

La Guardia Civil pudo detectar indicios suficientes para considerar que detrás de estas actividades ilícitas existía una misma autoría, realizándose un estudio de todos los casos que habían tenido lugar en los municipios de Santa Lucía de Tirajana, Agüimes e Ingenio, y realizándose así una intensa actividad investigadora para determinar las identidades de las personas responsables de los hechos delictivos y acreditar su participación en cada uno de ellos.

Las pesquisas policiales dieron lugar a la localización de una empresa de reciclaje de metales, en el municipio de Agüimes, donde se estaban vendiendo la mayor parte de los catalizadores sustraídos, simulando la parte vendedora su legal procedencia mediante la aportación de tarjetas de inspección técnica que previamente habían sido robadas.

La Guardia Civil recabó numerosos indicios que acreditaban la participación de un grupo de personas en los hechos investigados y obtenidas las identidades de cada uno de ellos se iniciaron las gestiones para su localización, dándose la circunstancia de que el principal investigado se encontraba en paradero desconocido, a sabiendas de que le constaba una orden de localización, detención e ingreso en prisión ordenada por un órgano judicial de Las Palmas de Gran Canaria.

Tras realizar una serie de vigilancias los agentes pudieron conocer que el principal autor de los robos y hurtos se ocultaba en el interior de una vivienda ubicada en Doctoral, motivo por el que la mañana del 30 de marzo, previa autorización judicial, se practicó una entrada y registro en dicha vivienda.

En el registro domiciliario, la Guardia Civil localizó numerosa documentación, aparatos electrónicos, teléfonos móviles y otros objetos relacionados con la investigación, todos ellos, al parecer, de procedencia ilícita, llevándose a cabo la detención de su morador por la presunta autoría de 55 delitos contra el patrimonio.

Por otro lado se ha procedido a la investigación de otras personas relacionadas, continuando la investigación abierta con actuaciones complementarias para la localización de otros partícipes, en diferentes grados, en las actividades investigadas, quedando todas las actuaciones practicadas a disposición del correspondiente Juzgado de Instrucción conocedor de la causa de San Bartolomé de Tirajana.

Unidades participantes En la operación policial, además de los agentes del área de investigación del Puesto Principal de Agüimes, han colaborado agentes del área de prevención de la delincuencia de la misma Unidad, agentes del área de investigación del Puesto Principal de Vecindario, agentes de la USECIC de la Comandancia de Las Palmas y el GIR de la Compañía de Vecindario.