El barco en el que sospechan que Tomás Antonio Giméno se subió con sus dos hijas menores de edad de uno y seis años ha aparecido vacío este miércoles 28 de abril en altamar, frente a la costa de Güímar.

Según ha informado Europa Press, la embarcación fue localizada concretamente frente a la costa del Puertito de Güímar y fue interceptada por la salvamar 'Tenerife' y 'Punta Salinas', mientras que una patrullera de la Guardia Civil se ha hecho cargo de su traslado. Fue el avión Sasemar 103 de Salvamento Marítimo el que se encargó de dar la localización de la embarcación, que en el momento de ser interceptada se encontraba a la deriva y sin nadie a bordo. Se desconoce si el barco había salido del norte o sur de la Isla.

La asociación 'sosdesaparecidos' y la Guardia Civil han lanzado un mensaje de ayuda para tratar de localizarlos, ya que se trata de un caso considerado de alto riesgo. Los tres fueron vistos por última vez ayer martes en Santa Cruz de Tenerife.

Según la descripción aportada por la asociación, el padre de las niñas tiene 37 años, mide 1,85 metros de estatura, es de complexión normal, tiene el pelo castaño y los ojos marrones.

En cuanto a las menores, Anna, una bebé de un año, es rubia de ojos azules con el pelo ondulado. Mide unos 70 centímetros. Olivia, de seis años, tiene el pelo castaño, largo, y los ojos marrones. Mide 1,10 metros. Llevaba puesto un pantalón de chándal gris, suéter azul y tenis negros.

Desde la asociación piden a todas aquellas personas que puedan aportar cualquier información se dirijan al teléfono 116000 de la Fundación de Ayuda a Niños y Adolescentes en Riesgo (ANAR), así como a los teléfonos 642 650 775 y 649 952 957 y al e-mail sosdesaparecidos@sosdesaparecidos.es. También se puede llamar al 062, 091 o 112.