La Policía Nacional ha informado este martes de que tres familiares han sido detenidos en Tenerife como presuntos autores de 14 delitos contra el patrimonio, robos con fuerza y hurtos, cometidos en fincas agrícolas del municipio de Los Realejos.

Los detenidos tienen entre 25 y 37 años y dos de ellos tienen antecedentes policiales, se indica en un comunicado policial en el que se explica que la investigación comenzó tras las denuncias presentadas por robos con fuerza y hurtos cometidos en diciembre del pasado año en fincas del citado municipio.

Los delitos se llevaron a cabo tanto en viviendas como en cuartos de aperos anexos, principalmente en fin de semana, y de ese modo se sustrajeron amasadoras, sulfatadoras, motores de arar, generadores de luz, motosierras, desbrozadoras y otros utensilios de labranza.

En uno de los casos se sustrajeron las ruedas traseras de un vehículo turismo, posteriormente recuperadas por agentes de la Policía Nacional.

El acceso a los espacios en los que se cometían los delitos se hacía por medio de la fractura de puertas o ventanas, lo que hizo que los agentes establecieran una línea de investigación basada en la hipótesis de que la misma persona o personas estaban detrás de los delitos.

Las detenciones de estas tres personas se llevaron a cabo entre el 22 y el 23 de febrero pasados en el municipio de La Orotava, y les han sido intervenidas herramientas como un gato hidráulico, un taladro, estuches de brocas, martillos, destornilladores y limas, así como las ruedas de un vehículo, presuntamente procedentes de los delitos investigados.