Miembros de la Policía Nacional detuvieron a un hombre de 51 años de edad, al que le constan 15 antecedentes, como presunto autor de un delito de amenazas cometido en un supermercado situado en el municipio del Puerto de la Cruz.

Los hechos se produjeron después que un hombre fuera sorprendido cuando pretendía pasar por la caja, sin intención de abonar varias latas de una bebida alcohólica.

Al solicitarle que pagara esos artículos, puesto que había sido visto cuando los guardaba en su chaqueta, este hombre comenzó a insultar a los trabajadores, por lo que fue acompañado hasta el exterior del establecimiento comercial por el vigilante de seguridad.

Instantes después, el mismo individuo hizo acto de presencia otra vez en el local para, mientras hacía claras referencias al mango de un cuchillo que llevaba en su cintura, amenazar con “rajar” a la cajera, al personal de seguridad e, incluso, a algunos de los clientes del negocio.

Tras ser activados, los policías nacionales de la Brigada de Seguridad Ciudadana, localizaron a esta persona en las proximidades del supermercado y lo arrestaron después de escuchar las manifestaciones de los trabajadores, que lo identificaron, sin ningún género de dudas, como el varón que poco antes los amenazó de muerte. Después, lo llevaron hasta los calabozos de la comisaría portuense.

El acusado, junto al atestado realizado al efecto, fue puesto a disposición de la autoridad judicial competente.