22 de junio de 2020
22.06.2020

Un joven canterano de Las Palmas, entre los dos fallecidos en un canal de Badajoz

José Sánchez, fichado a los 17 años para el juvenil del equipo de fútbol amarillo, murió junto a un amigo cuando se bañaba en una zona de riego en un pueblo de esta provincia

21.06.2020 | 23:27
Jorge Sánchez.

Tenía 17 años y la próxima temporada deportiva se iba a incorporar al Juvenil A de la Unión Deportiva Las Palmas, con la mirada puesta en convertirse en jugador profesional con el primer equipo. Sin embargo, su trágica muerte ha roto con esa carrera. Jorge Sánchez Vaca falleció en la tarde del pasado sábado en una zona secundaria del Canal de Orellana, en Badajoz, junto a un amigo de 15 años.

El suceso tuvo lugar poco antes de las 19:00 de la tarde del sábado, cuando los muchachos disfrutaban de un baño en dicha conducción junto a un tercer joven que, en este caso, sí pudo salvar su vida. Y fue este adolescente precisamente quien pidió auxilio a un agricultor que estaba en una finca cercana para intentar socorrer a los otros dos compañeros.

Jorge Sánchez nació en Extremadura, pero en estos momentos vivía en Fuerteventura, aunque en las próximas fechas debía trasladarse a Gran Canaria para jugar a su pasión, el fútbol. Sánchez Vaca estaba pasando unos días con su familia cuando tuvo lugar el accidente. Hoy por la mañana será el funeral del joven en su localidad natal. La web oficial de equipo recogió un mensaje lamentando el fallecimiento del jugador y enviando el pésame a sus familiares y amigos. La plantilla y el cuerpo técnico de la Unión Deportiva Las Palmas ha guardado antes de la sesión de entrenamiento de ayer un minuto de silencio en su memoria.

El rescate de los cuerpos


Los dos jóvenes fueron rescatados a unos 200 metros uno de otro. Sanitarios, Guardia Civil y los propios bomberos se alternaron en labores de reanimación cardiopulmonar a los dos muchachos, aunque sin éxito. Se cree que los jóvenes pudieron verse arrastrados por la fuerza y remolinos que se producen por un salto de agua de la acequia. El baño en la zona está prohibido por su peligrosidad.

No es la primera vez que esto ocurre, ya que los trabajadores de la Comunidad de Regantes y vecinos de las parcelas colindantes tienen que llamar continuamente la atención a los jóvenes que utilizan estas zonas como diversión. Así lo comentaron varios agricultores y un trabajador de la Confederación Hidrográfica del Guadiana, que coincidieron, además, en que el suceso ha ocurrido en una zona "especialmente peligrosa", por las rápidas corrientes que se forman con la caída del agua en este punto del canal. En la acequia hay un salto de agua que desemboca en una poza más profunda en la que se depositan los sedimentos del agua y donde se bañaban los jóvenes, que se pudieron ver arrastrados por la fuerza y remolinos que se producen, según estas personas conocedoras del lugar. De ahí hasta la zona de la acequia en la que fueron encontrados hay una separación de unos 200 metros.

Un municipio consternado


El municipio amaneció ayer consternado por un suceso que afecta a dos familias muy conocidas. Calles desiertas y banderas a media asta y un crespón negro en el balcón del Ayuntamiento, que declaró una semana de luto oficial, es la imagen de esta localidad, que esta tarde despedirá al compañero al otro joven fallecido de 15 años.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook