03 de diciembre de 2019
03.12.2019
Proceso judicial

Piden cinco años para los futbolistas Enrich y Luna por difundir un vídeo sexual

El Ministerio Público solicita además dos años de reclusión para el también exarmero Eddy Silvestre

03.12.2019 | 19:28
Luna y Enrich en 2016, tras la difusión del vídeo.

La Fiscalía de Guipúzcoa y la acusación particular piden cinco años de cárcel para el futbolista del Eibar Sergi Enrich y para su excompañero en este equipo y actual jugador de Rayo Vallecano Antonio Luna por su presunta implicación en la difusión de un vídeo sexual en contra de la voluntad de la mujer que aparece en las imágenes.

Según han informado a EFE fuentes del caso, el Ministerio Público solicita además dos años de reclusión para el también exarmero Eddy Silvestre, actualmente en el Albacete, presunto autor material de la difusión del vídeo tras recibirlo de los otros procesados, pena que la acusación particular eleva hasta los tres años de reclusión.

Las citadas fuentes han precisado que los hechos que se imputan a los encausados podrían ser constitutivos de delitos contra el derecho a la intimidad referido al descubrimiento y revelación de secretos de carácter personal de la vida sexual de la víctima.

Las acusaciones distinguen en este caso dos presuntas conductas delictivas: una de ella consistente en la grabación de las imágenes sin el consentimiento de la víctima y otra en la difusión de las imágenes hasta convertir el video en viral.

Los procesados Sergi Enrich y Antonio Luna son imputados por ambos presuntos delitos, mientras que Silvestre solamente por el segundo.

Además de las penas de prisión solicitadas, tanto la Fiscalía como la acusación particular piden que la víctima sea indemnizada económicamente por los daños morales sufridos.

El vídeo, en el que Enrich y Luna aparecen manteniendo relaciones con una chica que pide no ser grabada cuando se percata de que el acto está siendo registrado, fue difundido ampliamente a través de las redes sociales en octubre de 2016.

La víctima presentó entonces una denuncia por estos hechos y los futbolistas Enrich y Luna pidieron disculpas por lo sucedido a través de la cuenta personal de Twitter del primero.

Ambos lamentaron "profundamente" que una "indiscreción" de la que aseguraron no ser responsables supusiera que las imágenes salieran a la luz "sin su conocimiento ni mucho menos su consentimiento".

El Juzgado de Instrucción número 1 de Eibar emitió un auto el 31 de mayo de 2018 con el que dio por concluida la investigación judicial y acordó la continuación del proceso por los trámites del procedimiento abreviado.

Según este auto, Luna habría grabado las imágenes con el teléfono móvil de Enrich y ambos habrían actuado de mutuo acuerdo.

El procedimiento ha sufrido diversos retrasos que han retrasado hasta ahora el auto de apertura de juicio oral. Tras este trámite las defensas cuentan con un plazo de diez días para redactar sus escritos de defensa. Está previsto que el juicio por estos hechos tenga lugar en un Juzgado de lo Penal de San Sebastián.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook