Salud Mental en Canarias: el Archipiélago es la tercera autonomía con mayor incidencia de estas enfermedades en Atención Primaria

El Observatorio de Derechos Sociales (Odesocan) explica que el fenómeno afecta a un 11% más de mujeres que de hombres

Imagen de archivo de salud mental

Imagen de archivo de salud mental / E.D.

El Observatorio de Derechos Sociales de Canarias (Odesocan) afirma que el Archipiélago es la tercera comunidad autónoma con mayor incidencia en enfermedades mentales en la población.

Para esta plataforma, esa realidad implica un consumo masivo de fármacos ansiolíticos y antidepresivos. En cuanto a la utilización de este tipo de medicamentos, la región ocupa el tercer puesto en hipnosedantes (ansiolíticos) y el cuarto en antidepresivos en todo el país.

Ésta es una de las conclusiones que se han incluido en el informe global sobre los presupuestos generales de Canarias para el presente año desde una perspectiva social. Este documento ha sido elaborado por la directora del Observatorio, Emma Colao, graduada en Derecho; Cristian Perdomo Vega, graduado en Sociología y Ciencias Políticas, y Nuria Vega Santana, promotora de Igualdad.

Tanto en el caso de hombres como de mujeres, el Archipiélago es la tercera comunidad en el porcentaje de personas inscritas en centros de Atención Primaria por una enfermedad de salud mental sobre el total de registros.

No obstante, existe una diferencia significativa en la incidencia entre la población femenina y la masculina, que ronda los 11 puntos porcentuales. Si estas patologías llevan a los centros de salud al 16,37 por ciento de los varones, en el caso de las mujeres sube al 27,36%.

Para los integrantes de Odesocan, las enfermedades relacionadas con la salud mental en mujeres es 1,67 veces superior respecto a los hombres.

En la mencionada estadística, las islas sólo están superadas por Cantabria y Extremadura, en base a las fuentes consultadas del Ministerio de Sanidad y del Instituto Nacional de Estadística (INE).

En cuanto al consumo de medicamentos ansiolíticos entre los años 2006 y 2021, el Observatorio explica que Canarias ocupa también el tercer puesto, con 47 personas por cada 1.000 habitantes.

Y, además, se sitúa como la cuarta región con mayor ingesta de antidepresivos, con 81,2 por cada 1.000 habitantes, sólo por detrás de Castilla-La Mancha (91,76), Castilla-León (88,2) y Cantabria (83,11).

El Observatorio de Derechos Sociales de Canarias refleja que en el periodo estudiado (2006-2021), el Archipiélago se situó como la quinta autonomía con menor gasto sanitario por persona, con 1.516 euros por habitante. En este ámbito, en las islas hay más inversión que en la Comunidad Valenciana (1.482 euros), Andalucía (1.373), Cataluña y la Comunidad de Madrid (1.210).

El Observatorio aprecia que el citado dato "no se corresponde con la evidencia obtenida en el análisis del gasto destinado a Sanidad por Funciones, donde Canarias ocupaba el segundo lugar respecto al resto" de autonomías. Por tanto, según el Odesocan, "pese a dedicar un tercio de su presupuesto a Sanidad, éste no es suficiente si lo comparamos con su impacto sobre la población".

En esa línea, la plataforma opina que el Archipiélago "no cuenta con medios y servicios sanitarios suficientes para dotar a la población de un sistema de calidad sanitaria, cuyos efectos se extienden también a la salud mental".

Otra de las conclusiones de esta entidad es que "somos la penúltima Comunidad Autónoma en gasto social por habitante, es decir, de las que menos invierte en políticas de protección y atención social de todo el Estado".

El Índice Multidimensional de Calidad de Vida sanitario refleja la percepción que los ciudadanos tienen sobres su salud y el sistema sanitario. Y en este ámbito la atención en sanidad en las Islas resulta "indudablemente deficiente", explican los autores del informe.

En cuanto a la Educación, siempre en base a las conclusiones del Odesocan, los habitantes de Canarias tienen una "pésima" visión del sistema de formación. Por eso, el Observatorio estima que "no sorprende que seamos la primera" región española "con mayor tasa de desempleo juvenil en menores de 25 años".

La nueva entidad dirigida por Emma Colao también detecta en su trabajo de análisis que las Islas están por debajo de la media nacional en abandono educativo temprano. Los autores señalan que dicha realidad "no es un problema, a causa de que la alternativa a dar el salto al mundo laboral tiene el resultado seguro del desempleo".

Aseguran los responsables de la entidad que "el sistema educativo está resultando en un refugio sobre el paro estructural, a través del cual el talento en Canarias no acaba por integrarse en el mercado laboral".

Aclaran que las partidas destinadas al Gasto en Educación "más allá del evidente incumplimiento del porcentaje del 5 por ciento con respecto al Producto Interior Bruto (PIB) que debe aportar la Comunidad Autónoma en cada ejercicio económico, nos muestra que somos la cuarta región por la cola en gasto educativo".