Mayco School de La Laguna

José Miguel García: «Siempre hemos defendido un bilingüismo real»

El Colegio Mayco, ubicado en La Laguna, sigue siendo el único colegio que ofrece la doble titulación de la ESO española y la Secundaria británica (IGCSE) así como la certificación en C1 de inglés y B1 de alemán a todo el alumnado que termina 4º de ESO. Su director, José Miguel García, cuenta en esta entrevista el éxito de este modelo educativo basado en el bilingüismo.

«Siempre hemos defendido un bilingüismo real»

«Siempre hemos defendido un bilingüismo real»

Hablar de Mayco es sinónimo de bilingüismo, ¿cuál es su programa formativo y la clave de esta metodología que tiene tanto éxito?

En los casi 40 años que llevamos trabajando en nuestro proyecto siempre hemos defendido un bilingüismo real, con una inmersión total desde que se entra por la puerta de colegio y de la academia. Nuestra metodología es sencilla, pues se basa en el método natural del aprendizaje de una lengua: exponer al niño o niña al idioma de una forma real lo antes posible. Desde que están en nuestro centro infantil ya escuchan el idioma, cuando ellos aún son bebés. Empiezan a balbucear tanto en inglés como en español hasta que en Infantil son capaces de entender casi cualquier cosa que se les diga en inglés. Es en Primaria cuando se desarrolla la lectura y la escritura, también en inglés, respetando los diferentes ritmos de aprendizaje y la diversidad que tenemos en cada aula. Conforme aumenta la edad, mejora su competencia lingüística, que culmina en Secundaria no solo con la doble titulación de la ESO española y de los IGCSE británicos, sino también con la certificación de un C1 en inglés por parte de la mayoría del alumnado, así como de un B1 de alemán. Por tanto, se consigue de manera natural, utilizando el inglés como referencia, de forma cotidiana y reforzándolo con metodologías abiertas, flexibles, y donde la creatividad y el juego son importantes al igual que el trabajo por proyectos interdisciplinares, diseñados y sacados adelante por un excelente grupo de docentes profesionales que aman su trabajo y al alumnado.

¿De qué manera se evalúa el progreso de los estudiantes en ambas lenguas y cómo se manejan las diferencias en habilidades lingüísticas?

La evaluación de nuestro currículo español, por una parte, sigue las instrucciones que nos marca la Consejería de Educación a través de sus órdenes de evaluación, debiendo ser continua, formadora e integradora y, sobre todo, competencial. Además, el centro también realiza en todas las materias una evaluación más exhaustiva que la exigida por la administración educativa, donde se valoran ítems diseñados por el propio colegio y que nos han valido para puntuar por encima de la media de Canarias en las encuestas PISA que nos realizaron aleatoriamente en 2014.

¿Cómo se adapta el colegio a las necesidades de estudiantes que pueden tener dificultades con uno de los idiomas?

La atención al alumnado siempre es individualizada, para estar lo más cerca posible de sus cualidades, destrezas y también de las dificultades. Contamos con profesorado de apoyo para aquellos alumnos y alumnas que lo van necesitando.

¿Cuáles son los retos más importantes a los que se ha enfrentado el centro?

Creo que la pandemia por coronavirus fue un gran desafío, pues atendemos a niños desde los 3 hasta los 16 años. Se trata de una horquilla amplia, con necesidades muy diferentes en un momento tan delicado como aquel.

¿Qué tal se presenta este verano en sus academias?

Pues muy bien. Como cada verano, con una oferta amplia de inmersión lingüística para todas las edades, en un horario amplio también, que permite la conciliación familiar y que se desarrolla en un ambiente distendido, siempre con el foco en el idioma y en el entretenimiento, desde una perspectiva significativa del aprendizaje.

¿Cómo definiría el equipo humano del centro?

Sin lugar a dudas, el equipo humano es el gran recurso de este centro educativo, la gran riqueza de este proyecto. Tenemos una plantilla estable en más del 80% del profesorado del colegio desde hace años. Son profesionales que, no solo se identifican con el proyecto, sino que lo han ido haciendo crecer poco a poco, aportando muchas mejoras y, sobre todo, enriqueciendo con su implicación la excelencia educativa. No puedo estar más contento. Es el gran activo del centro, junto con el alumnado al que formamos, de quienes esperamos que sean útiles y sirvan a la sociedad en la que han nacido.