Suscríbete

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La ULL creará el primer mapa de riesgo de garrapatas y sus patógenos en las Islas

El Instituto de Enfermedades Tropicales tiene un marcha un proyecto de vigilancia de las enfermedades que transmiten los vectores emergentes en el Archipiélago

Una investigadora trabaja en laboratorios en las dependencias del Instituto de Enfermedades Tropicales de la ULL. Andrés Gutiérrez Taberne

El Instituto de Enfermedades Tropicales de la Universidad de La Laguna (ULL) se encargará de hacer el primer mapa del riesgo de garrapatas que existen en Canarias así como sus enfermedades asociadas. El Archipiélago podrá así disponer de una herramienta que permita un control más exhaustivo de estos vectores causantes de la actual alerta sanitaria por casos de fiebre hemorrágica de Crimea del Congo en el resto del territorio nacional. 

Esta acción se encuadra en un estudio que ya está en marcha y cuyo propósito final es comprobar si en Canarias se ha introducido algún nuevo vector asociado a la transmisión de enfermedades, especialmente mosquitos y garrapatas. El objetivo es controlar su proliferación antes de que pueda causar un daño mayor en las Islas, como remarca el biólogo Jacob Lorenzo, investigador principal y director del instituto Universitario de Enfermedades Tropicales de la ULL, «es importante vigilar la introducción de vectores dado que, sin ellos, los patógenos que transmiten tampoco pueden extenderse por nuestro territorio». De ahí que este estudio, financiado con 80.000 euros por el Centro de Investigación Biomédica en Red (Ciber) del Instituto de Salud Carlos III de Madrid (ISCIII), a través del programa Ciberinfec. 

Hasta ahora las garrapatas han sido tratadas como un problema menor, probablemente por «ser consideradas vectores de enfermedades que afectan al ganado o a personas del ambiente rural», como explica Jacob Lorenzo, que admite que es un tema «complejo». «La vigilancia entomológica siempre se ha centrado en mosquitos y flebotomos (mosquitas) por su importancia», insiste. Ejemplo de ello es el programa de vigilancia del mosquito Aedes aegypti en Canarias, que ha permitido detectar a tiempo y tomar medidas para evitar su expansión en Fuerteventura y La Palma. Canarias se incorporó en 2008 al Programa de Cooperación Transnacional con la finalidad de crear mapas de riesgo de enfermedades transmitidas por mosquitos. Esa incorporación en el estudio por parte del Instituto Universitario de Enfermedades Tropicales y Salud Pública de la Universidad de La Laguna (Tenerife), de vectores transmisores de enfermedades tropicales que se realizaba desde 1987.

Sin embargo, en los últimos años los casos de virus emergentes transmitidos por garrapatas han aumentado, como es el caso de la fiebre hemorrágica de Crimea del Congo (FHCC). En España se empezaron a detectar casos en 2010. Los estudios de garrapatas y animales silvestres y domésticos han detectado el patógeno en extensas áreas de Castilla y León, Castilla-La Mancha, Extremadura, y Andalucía. También se han detectado recientemente en estudios de serologías de animales realizados en Galicia y en Cataluña. El foco principal se encuentra en la provincia de León y en particular la comarca del Bierzo, que ha aumentado su nivel de riesgo hasta el «bajo». Aunque es el lugar con más prevalencia, los estudios de anticuerpos contra el virus realizados en animales silvestres y domésticos muestran que solo entre un 1 y un 2% tenían estas defensas específicas contra la enfermedad. 

Entre 2013 y 2022 se han diagnosticado 12 casos de fiebre hemorrágica de Crimea del Congo en España

decoration

Entre 2013 y 2022 se han diagnosticado 12 casos de esta fiebre hemorrágica que han conllevado a cuatro fallecimientos: 1 en 2013 en Ávila, 2 en 2016, uno de ellos en Ávila y un caso secundario a este en un trabajador sanitario, 2 en 2018 en Badajoz y Salamanca, 3 en 2020 en Salamanca, 2 en 2021 en Salamanca y León (el Bierzo) y 2 en 2022 en León (el Bierzo). Este año se han confirmado dos casos de fiebre hemorrágica de Crimea-Congo (FHCC) en dos hombres con residencia en la comarca del Bierzo. El primer caso de 49 años, cazador, con antecedentes de picadura de garrapata, inició síntomas el 12 de julio y se encuentra en situación estable.

El segundo caso, de un hombre de 51 años, se diagnosticó retrospectivamente el 20 de julio, tras haber fallecido el 19 de junio por una causa desconocida. «Por ahora no hemos encontrado ni el vector ni el patógeno en Canarias, pero no seríamos el primer sistema insular que baja la guardia y permite que entre el virus», explica Lorenzo. Se refiere a Cabo Verde y Madeira dado que ambas llegaron tarde a ponerle coto a la proliferación del mosquito Aedes aegypti. Por esta razón, Lorenzo insiste en que es «el momento de actuar», aunque admite que «de nuevo, llegamos tarde». 

El proyecto incluye el diseño y validación de nuevas estrategias para la detección de brotes epidémicos

decoration

Tanto las garrapatas como los mosquitos invasores serán identificados mediante herramientas morfológicas y moleculares previa captura de huevos y adultos en las zonas de muestreo establecidas para identificar arbovirus Toscana (flebovirus), Chikungunya (alfavirus), Dengue, Zika y West Nile (flavivirus) y Fiebre Hemorrágica de Crimea-Congo (nairovirus). Para desarrollar esta parte del proyecto, el Instituto de la ULL contará con el apoyo de los grupos de CNM-ISCIII y Universidad de Valencia, expertos nacionales e internacionales en vectores y virus transmitidos por los mismos, que apoyarán en la identificación de estos y transferirán herramientas moleculares de identificación.  

De forma paralela, con el apoyo del grupo del investigador José Muñoz de UB-CLINIC-ISGlobal se plantea diseñar, implementar y validar estrategias de detección de casos importados de patógenos que se transmiten de esta forma como actividades de preparación y respuesta ante nuevas epidemias en Canarias. «Así, podríamos anticiparnos a situaciones de brotes autóctonos ya vividos en el sur de Francia, Madeira (Portugal) o Italia», explica el investigador.

Compartir el artículo

stats