Suscríbete

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Sanidad confirma el primer caso de viruela del mono en Tenerife

El paciente se encuentra en aislamiento domiciliario y no ha requerido ingreso | Sanidad sospecha de tres nuevos casos, por lo que ascienden a nueve en total

Test de viruela del mono. E.D

La viruela del mono ha desembarcado en Tenerife. El Centro Nacional de Microbiología, dependiente del Instituto de Salud Carlos III (ISCIII) confirmó ayer, que el hombre tinerfeño que había mostrado síntomas de la infección el pasado viernes es positivo en este patógeno. Se trata así del primer caso confirmado en Tenerife y el segundo de Canarias, después de que la Consejería de Sanidad corroborara el diagnóstico de la primera persona que ha contraído esta enfermedad en las Islas, concretamente en Gran Canaria. 

Además, en la tarde de ayer se envió al Centro Nacional de Microbiología las muestras de tres hombres jóvenes de Gran Canaria más: uno catalogado como caso probable y las de otros dos como sospechosos. Por tanto, en estos momentos en Canarias siete casos se encuentran en estudio, seis de ellos en Gran Canaria y uno en Fuerteventura, que corresponde a un turista británico. Cuatro son casos probables pendientes de confirmación – es decir, cumplen criterios clínicos y epidemiológicos– y tres son sospechosos –solo cumplen criterios clínicos–. El total de afectados en las Islas asciende a nueve contando casos confirmados, posibles y sospechosos. 

El pasado viernes la Consejería de Sanidad detectó el segundo posible caso de infección atendido en el Hospital Universitario Nuestra Señora de Candelaria, en Tenerife. El paciente mostraba síntomas leves, por lo que no requirió ingreso hospitalario y se encuentra desde entonces guardando aislamiento domiciliario hasta que desaparezcan las lesiones.

El principal vínculo epidemiológico que se ha encontrado entre la mayoría de los casos que se han detectado en Canarias parece estar en la celebración del Gay Pride de Maspalomas, que se celebró del 5 al 15 de mayo en el sur de Gran Canaria. Al menos cinco de los nueve casos (uno el confirmado en Gran Canaria y cuatro de ellos probables) acudieron a dicho encuentro que llegó a congregar en sus actos principales a 80.000 personas en Maspalomas y Playa del Inglés, la zona más turística de la isla, situada en su vertiente sur.  Pese a ello, la Consejería de Sanidad canaria ha argumentado que no puede, en esta fase aún preliminar de estudio de los casos, confirmar que el Gay Pride de Maspalomas el segundo foco español del virus del mono tras el detectado en Madrid. 

De los nueve casos en Canarias, siete son de Gran Canaria, uno de Tenerife y otro de Fuerteventura

decoration

Además, en los otros casos detectados en las Islas no se ha podido encontrar una vinculación con estas personas ni una participación en el evento, incluido el de Tenerife. 

En toda España se han confirmado hasta ahora 51 casos positivos en orthopoxvirus de los que 20 se han confirmado como viruela del mono tras la secuenciación parcial del virus y los otros 31 están a la espera de resultados de secuenciación. Desde el departamento que dirige Carolina Darias también informan de que otros 35 casos analizados han dado negativo para viruela humana y para otros orthopoxvirus y, por lo tanto, se descartan. Otros tipos de orthopoxvirus son camelpox, mousepox (ertromelia), volepox, buffalo, rabbit y seal pox. El Ministerio de Sanidad destacó que quedan pendientes los resultados de las muestras correspondientes a dos casos sospechosos que tendrán que repetirse.

Hasta la fecha, el Instituto de Salud Carlos III ha recibido muestras pertenecientes a 88 casos sospechosos de viruela del mono en toda España. Se han detectado posibles casos de viruela del mono en Madrid, Castilla-La Mancha, Galicia, Extremadura, País Vasco, Cataluña, Andalucía, Aragón, Valencia, y Canarias. En el día de ayer se reunieron las comunidades autónomas con el Ministerio de Sanidad, en su reunión habitual del Consejo Interterritorial, para valorar la situación de la alerta sanitaria en España. 

Sin embargo, los números podrían ser mucho mayores. Según la página web BNO News, que proporciona datos de todos los países, España podría haber contabilizado ya más de un centenar de posibles diagnósticos de viruela del mono, tanto confirmados como sospechosos y haber confirmado 51, convirtiéndose así en el país que más casos ha detectado, y el segundo con más confirmados. 

Ante este escenario, el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, Fernando Simón, insistió en que lo prioritario es «saber qué ha pasado» y detectar todos los mecanismos de transmisión del virus que la provoca, después de llamar a la prudencia de la población.  Se cree que la transmisión de persona a persona ocurre principalmente a través de gotitas respiratorias grandes que no pueden viajar a mucha distancia y también a través de fluidos corporales. 

España ha detectado 88 casos sospechosos de viruela del mono y ha confirmado 20 hasta el momento

decoration

Otros tipos de transmisión que no se descartan –aunque se cree que tiene menor importancia– son el contagio a través del contacto con objetos contaminados (sábanas, ropa, superficies o utensilios para comer) o por aerosoles. Esto último se encuentra en discusión pero, por principio de precaución, se ha instado a los afectados a volver a llevar mascarilla durante el tiempo que estén contagiados. 

«Lo prioritario es saber lo que está pasando realmente: tenemos que tener información epidemiológica de los casos nuestros y de otros países, tratar de identificar bien todos los mecanismos y líneas de transmisión que se han establecido y luego, por supuesto, tratar, manejar y gestionar a los pacientes». Respecto a lo primero, el máximo responsable de las alertas sanitarias señaló que, aunque se barajan varias hipótesis sobre su origen y puntos con mayor riesgo de transmisión, ello no implica que sean los únicos. «Hay casos que han estado en Canarias y otros en Madrid, pero eso no quiere decir que no haya otros», señaló el experto. 

En cuanto a los pacientes, la gestión del riesgo pasa por su aislamiento, «poco más», y las precauciones que deben de tomar como no compartir ropas o vasos y platos y otras medidas que se han publicado ya en documentos como el Protocolo para la detección de detección y manejo de casos, elaborado por los técnicos de la ponencia de alertas del Ministerio de Sanidad y las comunidades.

Dicho protocolo, sin embargo, no contempla por el momento imponer cuarentenas a los contactos estrechos, cosa que sí se ha valorado en Reino Unido – el segundo país con más casos–. Este lunes las autoridades sanitarias inglesas recomendaron un aislamiento de 21 días para las personas que están en riesgo de haberse infectado. Es tas cuarentenas extendidas a los contactos estrechos también han sido avaladas en España por la Sociedad de Enfermedades Infecciosas y Microbiología Clínica (SEIMC) y el Grupo de Infecciosas de la Sociedad Española de Medicina de Urgencias y Emergencias (SEMES). 

La preocupación por la viruela del mono también ha empujado al Ministerio de Sanidad a aprobar un protocolo para la detección precoz mientras valora las opciones terapéuticas más eficaces. Así, a través de la Agencia Española del Medicamento y Productos Sanitarios (Aemps), está valorando distintas opciones en función de su viabilidad y efectividad, tales como antivirales y vacunas, que el Centro Europeo para la Prevención y el Control de Enfermedades (ECDC) ya recomendó administrar a los contactos estrechos. .

Compartir el artículo

stats