09 de mayo de 2020
09.05.2020
CORONAVIRUS LA EVOLUCIóN A LA NUEVA NORMALIDAD

Sanidad permite a Canarias aliviar el confinamiento

Simón destaca el "espectacular" control del virus en las Islas y anima a la región a mantener las medidas higiénicas | El Gobierno canario debe precisar los horarios

09.05.2020 | 00:25
Sanidad permite a Canarias aliviar el confinamiento

El Archipiélago al completo entra en la fase uno el lunes, porque el control de la evolución de la epidemia en la mayor parte de las islas ha sido "espectacular", con una alta capacidad asistencial y de respuesta al Covid-19, unos mecanismos de hospitalización y de UCI muy amplios y un sistema de vigilancia y de diagnóstico de los casos sumamente potente. En una esperada comparencia, el ministro de Sanidad, Salvador Illa, y el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, el doctor Fernando Simón, dieron así ayer luz verde a las cinco islas restantes -Tenerife, La Palma, Gran Canaria, Fuerteventura y Lanzarote- para avanzar en el proceso de desconfinamiento.

Las islas superaron este primer examen con nota y, de hecho, Canarias fue uno de los territorios sobre los que se produjo "menos discusión" por el nivel de cumplimiento de todos los indicadores, subrayó Simón, quien expuso que el hecho de ser islas ha posibilitado que haya un mayor control en la movilidad que en otros territorios. Por su parte, el ministro de Sanidad aclaró que la movilidad en las actividades autorizadas queda restringida a la isla, no o a la provincia, y que la conectividad de vuelos procedentes de la Península seguirá con las mismas condiciones que hasta ahora.

En cuanto a las franjas horarias en las que se deben realizar las actividades, Salvador Illa explicó que hoy se publicará una orden ministerial que permite adaptarlas a las condiciones climatológicas de cada comunidad autónoma, pero puntualizó que es importante seguir manteniendo el horario actual. Al respecto, el consejero de Sanidad del Gobierno de Canarias, Julio Pérez, precisó que esperará a conocer el contenido de la orden para establecer cómo serán los horarios pues en esta fase ya se permite ir a terrazas de bares y restaurantes, visitar a familiares o moverse entre los municipios.

Satisfacción

Por tanto, las cinco islas restantes se unen a La Gomera, El Hierro y La Graciosa, que se encuentran en la fase uno de la desescalada desde el pasado lunes, junto con la balear Formentera. El Gobierno de Canarias acogió ayer con "satisfacción" la noticia que, según Pérez, ya se esperaba por las conversaciones y encuentros mantenidos, y porque Canarias ha hecho un esfuerzo en la crisis sanitaria que ha quedado constatada en el cumplimiento de los criterios exigidos, que ha dejado a comunidades como Madrid fuera de este grupo.

¿Qué supone pasar a fase uno? Pues se permite una de las cuestiones más requeridas en estos 55 días de confinamiento: ir a ver a los familiares, siempre con las máximas medidas de seguridad y protección, y que no pertenezcan grupos vulnerables. De este modo, los canarios podrán desplazarse a otros municipios de sus propias islas para visitar a sus seres queridos. También se permiten reuniones de un máximo de 10 personas, tanto en la calle como en las casas y, si no son convivientes, con una distancia de dos metros entre cada persona y la protección adecuada. Además, los habitantes de un mismo domicilio pueden compartir un coche de hasta nueve plazas.

El lunes podrán abrir todos los establecimientos, locales minoristas y de actividades servicios profesionales, con superficie igual o inferior a 400 menos cuadrados y una limitación de aforo del 30% y se habilitará un horario preferente para personas mayores de 65 años. Los ayuntamientos deben decidir la apertura de mercadillos al aire libre con un máximo del 25% de los puestos que tenían autorizados.

Terrazas

La reapertura de terrazas al aire libre supone un balón de oxígeno para los ciudadanos pero no tanto para los empresarios del sector por las restricciones impuestas en el plan de desconfinamiento, ya que solo se autoriza un 50% del aforo y con las distancia de dos metros entre mesas y la misma separación entre personas en una mesa de hasta diez amigos. Distintos ayuntamientos están estudiando la ampliación de la superficie para aliviar al sector. Aún no está claro el horario para acudir a las terrazas, algo que se debe precisar antes del lunes.

También se abrirán bibliotecas y museos con limitación de aforo, se retoman las actividades de turismo activo y de naturaleza en grupos de hasta diez personas, o los actos culturales con limitaciones, al igual que los cultos religiosos y los entierros. Asimismo se permite la apertura de hoteles con un aforo del 50% y sin acceso a zonas comunes. Desde este sector ya han dicho que en estas condiciones no les es rentable abrir.

La recuperación económica en la fase uno va a tener, por tanto, un impacto mínimo en la economía de Canarias, con una gran dependencia del turismo que aún no se activa, pero sí va a ser un estímulo psicológico para los sectores que empiezan a despegar en la 'nueva normalidad', principalmente el comercio y la restauración, así y para los ciudadanos tras 57 días de confinamiento que se cumplen el lunes.

Así lo indican los dirigentes empresariales de las Islas, que evidencian que ambos sectores dependen en un alto grado de la actividad turística, y, en consecuencia, hasta que no empiece a operar con cierta normalidad el turismo, sobre todo internacional, que calculan que será en octubre en el mejor de los escenarios, la recuperación irá a paso muy lento.

Por ello, ponen sus esperanzas en estos cinco meses -de mayo a octubre- en la construcción como la actividad que tire de la economía y genere empleo y consideran que se ha de hacer un esfuerzo coordinado entre las administraciones públicas y el sector privado para poner a Canarias "patas arriba" y dar un "lavado de cara" a los establecimientos turísticos y a las infraestructuras públicas, aprovechando el parón de visitantes, para remozar los hoteles, apartamentos, accesos, plazas, chiringuitos de playa, parques, centros comerciales, es decir, todos los servicios que pueden hacer de Canarias un destino de máxima excelencia y seguridad sanitaria, afirma el presidente de la Confederación Canaria de Empresarios, Agustín Manrique de Lara.

Además del sector turístico, la construcción ve una oportunidad de oro en que se acometa la obra civil, con licitaciones en carreteras, obras hidráulicas, infraestructuras educativas, sociosanitarias y que se active el Plan de Viviendas para la ejecución de promociones públicas y la rehabilitación de edificios, aspectos que tienen muy avanzado con la consejería de Obras Públicas que dirige Sebastián Franquis, explica la presidenta de la Asociación de Empresarios Constructores y Promotores de la provincia de Las Palmas, María de la Salud Gil, pero para ello es imprescindible que se agilicen en este mes los procedimientos administrativos para acometer proyectos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Mapa Coronavirus España

Mapa Coronavirus España