04 de diciembre de 2019
04.12.2019

La mitad de los discapacitados de Canarias está desempleado

CCOO desvela que el 44,5% de las personas del colectivo en edad de trabajar está en paro en las islas | Esta tasa supone casi el doble que la media de empleo estatal

04.12.2019 | 01:27
Andrés Baute y Carmen Marrero, durante la rueda de prensa de CCOO sobre el trabajo de personas con discapacidad.

Una de cada dos personas con discapacidad en edad de trabajar está en paro en Canarias, según un estudio de Comisiones Obreras basado en datos del Servicio de Empleo Público Estatal (SEPE) de este año que aporta cifras del INE de 2017. La tasa es del 44,5 por ciento de los discapacitados en Canarias, casi el doble que en España, en el que son el 26,19%. Esto se debe, entre otras cosas, siempre según CCOO, a que las empresas de más de 50 trabajadores, unas 1.900 en las islas, no cumplen con la ley al no tener contratados un 2% de ellos con discapacidad. Cambian la condición en muchas ocasiones por las donaciones a colectivos del sector.

La secretaria de Salud Laboral y Medioambiente de CCOO en Canarias, Carmen Marrero, y el secretario general en Tenerife, Andrés Baute, han presentado la campaña sobre la inserción laboral real con motivo del Día Internacional de las Personas con Discapacidad.

Además del cumplimiento de esa cuota del 2% reclaman más ayudas públicas, el aumento de las actuaciones de la Inspección de Trabajo y la adaptación de los puestos de trabajo a las necesidades de aquellos empleados con discapacidad. En este último caso con bonificaciones públicas.

Marrero valora: "El perfil tipo del desempleado es el de una mujer mayor de 45 años". Así, del total de 11.716 contratados con discapacidad que hay en Canarias, 6.431 son hombres y 5.285 mujeres. Las personas de entre 25 y 44 años con discapacidad son el grupo más numeroso que trabaja.

Desde CCOO cifran en 10.592 las personas cotizantes con discapacidad y en 9.160 las que demandan empleo, El sindicato exige "para cambiar esta situación una estrategia global de empleo para los trabajadores con discapacidad en la que intervengan todos los agentes sociales". Un dato global concluyente: En España apenas trabaja el 33% de las personas discapacitadas en edad de hacerlo frente al 77% general.

Diez años de apoyo al colectivo

El Día Internacional de las Personas con Discapacidad sirve también para visibilizar proyectos destinados a estas personas muy poco conocidos. Por ejemplo, la red de servicios de apoyo en las universidades que cumple diez años. Han emitido un comunicado para hacer valer su trabajo y el rol que ocupan dentro de las instituciones de educación superior.

El texto, publicado en todas las universidades del país, valora: "Somos el motor de cambio para lograr una sociedad más inclusiva, tolerante, accesible y transparente. Desde el principio de igualdad de oportunidades durante estos años se han consolidado los servicios de apoyo a las personas con discapacidad en nuestras universidades, asumiendo los principios de inclusión educativa en consonancia con la legislación. En 2009 las universidades crearon esta red de los Servicios de Apoyo a las Personas con Discapacidad en la Universidad (Red SAPDU)".

En el décimo aniversario, tras más de veinte años de ejercicio profesional y por el Día Internacional de las Personas con Discapacidad lanzan la campaña #decalogoSAPDU "en la que se quiere dar a conocer un decálogo fundamentado en valores de dignidad humana, libertad e igualdad".

Estos servicios "atienden a más de 22.000 personas y en una década se ha incrementado la atención en más de un 125%. Sin embargo, queda mucho por hacer: es necesario seguir potenciando la inclusión, tanto dentro como fuera del sistema universitario".

La tercera vía

Otra posibilidad siempre es la aportación desde el ámbito privado. Como ejemplo, la Fundación Solidaridad Carrefour ha donado 300.000 euros a la infancia con discapacidad física y orgánica. Gracias a estos fondos, la Confederación Española de Personas con Discapacidad Física y Orgánica (COCEMFE) podrá adquirir seis vehículos adaptados que contribuirán a mejorar el nivel de autonomía y movilidad de más de 500 menores. Concretamente, facilitarán el traslado de los niños, especialmente de entornos rurales, hasta los centros educativos, ocupacionales, sociosanitarios, sociales y culturales a los que acuden de manera regular.

Las personas con discapacidad reclaman este día de diciembre una atención que también merecen recibir, desde lo público y lo privado, los otros 364 del año.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook