Suscríbete

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Adjudicada la construcción del muro del ‘parking’ de Cueva Bermeja

Obras encarga a la UTE Asyota-Harado la obra para ampliar y reforzar la calle Río Orinoco y reordenar los aparcamientos

El concejal de Obras, Dámaso Arteaga, en la zona donde intervendrá el ayuntamiento. Andrés Gutiérrez Taberne

La Junta de Gobierno del pasado 18 de julio adjudicó a la Unión Temporal de Empresas (UTE) Asyota, SL-Harado de Construcciones y Asistencia Técnica SL el proyecto para la reparación del muro de la calle Río Orinoco, en el corazón de Cueva Bermeja, asentamiento que se localiza en las proximidades de la hormigonera que se localiza en la autovía de San Andrés.

Aunque según el proyecto redactado por el ingeniero de Caminos, Canales y Puertos Domingo Mosquera los trabajos tenían un presupuesto de 310.625,22 euros, la intervención fue adjudicada por 281.051,22, siendo la empresa contratada la que presentó la mejor oferta económica de las ocho que participaron en el concurso público para la adjudicación de las obras.

Junto a la UTE Asyota-Hayado de Construcciones, presentaron su oferta Transporte Orlatran, Canaserobras, Construcciones Elfidio Pérez, Probisa Vías y Obras, Señalizaciones Villar, Iscan Norte y Obras Desarrollos y Asfaltados.

La reparación del muro que se localiza en el centro de Cueva Bermeja estaba incluida en el Plan de Actuación B80 de los barrios del municipio de Santa Cruz para el período comprendido entre 2017 y 2021.

Los trabajos han sido encomendados por 281.051 euros, con cuatro meses de plazo de ejecución

decoration

Junto a la mejora económica de la empresa contratada, también se introduce otro cambio que mejora las condiciones de la licitación, pues Asyota-Harado Construcciones se compromete a un plazo máximo de ejecución de los trabajo en cuatro meses a contar a partir de la firma del acta de comprobación del replanteo, si bien desde la Concejalía de Obras que dirige el concejal nacionalista Dámaso Arteaga se barajaba que los trabajos tardaran al menos un mes más.

La contratación del muro de contención en la calle Río Orinoco responde al compromiso político adquirido por el equipo de José Manuel Bermúdez en favor de garantizar la calidad de vida en los barrios de la capital, por lo que se incluyó en el plan que se redactó en 2017 para el siguiente cuatrienio.

Papel fundamental en la interlocución de Cueva Bermeja con la administración jugó Gabriel Franquis, presidente de la asociación de este núcleo, quien incluso en su enfermedad se trazó entre los principales proyecto la construcción de este muro de contención por la importancia que supondrá al mejorar la calidad de vida, aportar garantías de seguridad y ordenar las plazas de aparcamientos que se localizan junto al jardín en el que también se interviene.

En la visita realizada en la primera semana de diciembre pasado, cuando se reunieron en la sede de la asociación el concejal de Obras con representantes de la asociación –entre ellos, entonces, Gabriel Franquis–, los residentes de Cueva Bermeja reiteraron su demanda para que no se demorara la ejecución del proyectado muro.

La Junta de Gobierno del día 18 de julio resolvió el expediente entre las 8 ofertas presentadas

decoration

El propio responsable del área de Infraestructura confirmó que el proyecto está elaborado y se encuentra en fase de licitación, a la vez que precisó que confía que sea una realidad en el primer semestre de 2022. Se trata de una inversión de 330.000 y tiene un plazo de ejecución de cinco meses; para el recordado Gabriel Franquis se trataba de la mayor inversión en esta zona, acostumbrado a mejoras en el pavimento por 20.000 euros.

El muro de la calle Río Orinoco garantizará la estabilidad de la vía en la parte alta, aunque sea a costa de intervenir donde ahora se encuentran unos ejemplares de vegetación.

Además de estabilizar la calle, se ampliarán las aceras en la parte alta de Río Orinoco, con un ancho de 1,80 metros y también se beneficiará de esta mejora la zona de la plaza. La mejora afectará a la reposición de bancos y también de luminarias, mientras desde la asociación de vecinos se insiste en que se garantice un lugar de sombra para que los vecinos puedan disfrutar de la tertulia en la plaza. La obra supondrá un cambio en uno de los dos núcleos de Cueva Bermeja.

Compartir el artículo

stats