Suscríbete eldia.es

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La capital da un mes al ‘parking’ de Tomé Cano para que reduzca su tarifa un 30%

El concejal de Servicios Públicos indica que se trata del estacionamiento público más caro de la capital | El Ayuntamiento le reclama una deuda de 38.710 euros por el canon

Aparcamiento púbico en Tome Cano, en Santa Cruz de Tenerife Carsten W. Lauritsen

El Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife ordena al parking de Tomé Cano, «el más caro de la ciudad en la actualidad», que reduzca su tarifa un 30%. Así lo anuncia el concejal de Servicios Públicos, Carlos Tarife, del PP, quien señala que este estacionamiento público tiene un mes para establecer un precio de 2,3 euros la hora, en lugar de los 3,1 euros que «está cobrando a los clientes».

El área de Servicios Públicos ha emitido el sexto informe propuesta a raíz de la inspección realizada en su momento a siete aparcamientos del municipio con concesión administrativa, en la que se detectaron «incumplimientos» relacionados con las tarifas y con el canon que se debe abonar al Consistorio chicharrero.

En concreto, éste último informe corresponde al parking de Tomé Cano, que cuenta con 459 plazas, de las que 151 son de «residentes o propietarios» y 308 son rotatorias «o para abonados». La concesión administrativa para la explotación de este estacionamiento público fue otorgada a una empresa por parte del Ayuntamiento chicharrero en febrero de 1990, aunque en junio de 1993 se produjo un cambio de titularidad, aprobado por el Consistorio.

En el informe municipal se indica que la entidad que se encarga de este parking ha presentado, a lo largo de los años, numerosas solicitudes de incremento de la tarifa. Se estableció un precio inicial de 1,37 euros la hora y éste ha aumentado hasta los 3,1 euros actuales.

Desde el área de Servicios Públicos se quiere dejar claro que, con respecto a las solicitudes planteadas por la empresa para subir la tarifa y aunque en el contrato se establece que las cantidades pueden ser aumentadas anualmente mediante petición motivada por el concesionario, «nunca se dictó una resolución expresa» por parte de la Corporación local. «Las solicitudes debían ser aprobadas expresamente por el Ayuntamiento de Santa Cruz».

Con respecto al canon que la empresa debe pagar al Consistorio chicharrero por la concesión administrativa para explotar el aparcamiento, el informe concluye que ésta tiene que abonar una deuda de 38.710 euros, por cantidades pendientes desde el año 2018, más los intereses generados. Asimismo, a partir de 2022 el canon anual se fija en 23.906 euros, en lugar de los 21.920 euros que se estaban pagando. El área de Servicios Públicos determina que «no se justifican los cálculos realizados por el concesionario para obtener el importe del canon».

"No pararemos hasta conseguir que los aparcamientos tengan precios asequibles"

Carlos Tarife - Concejal de Servicios Públicos

decoration

El informe propuesta del estacionamiento público de Tomé Cano se suma a los otros cinco que ya ha emitido el Ayuntamiento, adelantados en su momento por EL DÍA. Éstos corresponden a los aparcamientos situados en la plaza Weyler, puente Serrador, Ramón y Cajal, zona del Estadio, y Puerto Escondido. Tan solo queda la resolución del parking de la plaza de España-Avenida de Anaga, que se conocerá en estos días.

En el aparcamiento del puente Serrador, la tarifa debe reducirse un 66%, pasando de los 1,96 euros por hora que se cobran en la actualidad a 1,18 euros. En cuanto al canon, el Ayuntamiento reclama a la empresa una deuda de 46.578 euros, más 2.748 euros en intereses.

En el de la plaza Weyler, la tarifa debe reducirse un 55,6%, pasando de 2,33 euros por hora a 1,50 euros. El Consistorio reclama 7.000 euros por el canon. En el estacionamiento de la zona del Estadio, el precio debe bajar un 16,6%, de 1,40 euros a 1,20 euros. Se reclama una deuda de 46.578 euros. Para el parking de Puerto Escondido, se ordena que la tarifa se reduzca un 54%, pasando de 1,95 euros a 1,26 euros. También es cierto que en este caso, y según se indica en el informe municipal, este precio solo se cobra durante la primera hora. La tarifa en el resto de horas oscila entre los 1,30 y 1,35 euros. «No obstante, ambas son superiores a la máxima». Con respecto al canon, es el Ayuntamiento el que tiene que devolver dinero a la empresa, unos 400 euros.

Por último, en el de Ramón y Cajal, la tarifa debe bajar un 46,3%, de 2,2 euros a 1,53 euros. El canon que se abona es el adecuado, por lo que el Ayuntamiento no reclama ninguna cantidad.

Compartir el artículo

stats