Suscríbete

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Cuatro multas en los últimos meses por pintar grafitis en la vía pública

El concejal de Servicios Públicos informa de que las sanciones por dañar el patrimonio oscilan entre los 750 y los 1.500 euros

Un grafiti en Santa Cruz de Tenerife.

El área de Servicios Públicos del Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife, que dirige el edil Guillermo Díaz Guerra (PP), ha tramitado en los últimos meses cuatro multas por pintar grafitis en la vía pública, en lugares no autorizados. Las sanciones por dañar el patrimonio de la ciudad, según se recoge en la Ordenanza Municipal de Paisaje Urbano, oscilan entre los 750 y los 1.500 euros.

En concreto, los grafitis fueron realizados, según consta en las actas por infracción administrativa levantadas por la Policía Local, en la calle General O’Donnell, calle Gumersindo Robayna Galván, calle Valentín Sanz y en las vías Hermanos Logan con Los Molinos. En alguno de los casos, se imputan varios actos vandálicos de este tipo a un mismo autor, apunta el concejal de Servicios Públicos.

El también primer teniente de alcalde recuerda que la Ordenanza Municipal de Paisaje Urbano «prohíbe la colocación de carteles, adhesivos o similares sobre cualquier elemento del paisaje urbano que no esté expresamente previsto para esta finalidad; y la aplicación de grafiti o pintados sobre cualquier elemento del paisaje urbano, salvo autorización expresa».

El edil Guillermo Díaz Guerra señala que el Ayuntamiento chicharrero quiere que «las calles estén más limpias y también sus paredes». «Estamos haciendo un importante esfuerzo, tanto por salubridad como por estética, para que nuestra ciudad sea más agradable. Estamos convencidos de que la colaboración ciudadana es importante, pero el primer impulso lo tiene que dar el Consistorio», agrega el responsable del área de Servicios Públicos.

El concejal del Partido Popular manifiesta que «debemos tener un espacio público bien conservado, y, sobre todo, respetado». «Sin embargo», añade Guillermo Díaz Guerra, «hay una parte de la sociedad que entiende las normas a partir de las sanciones y, por ello, vamos a aplicar como corresponde la Ordenanza Municipal de Paisaje Urbano, en la que se tipifican multas por realización de grafitis en el mobiliario urbano».

Por último, el edil de Servicios Públicos del Consistorio capitalino explica que las denuncias «llegan a esta área a través de la Policía Local», por lo que «agradecemos su labor y su colaboración en la conservación del paisaje urbano del municipio chicharrero en el mejor estado posible».

Compartir el artículo

stats