Suscríbete

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

BARRIO A BARRIO | San Andrés

La finalización de las obras del polideportivo de San Andrés se retrasa a Navidad

El alcalde pide a la contrata que intensifique los trabajos para cumplir con los plazos

Visita de autoridades y técnicos al polideportivo de San Andrés

La constructora que acomete los trabajos de rehabilitación del polideportivo de San Andrés ha solicitado al Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife la ampliación del plazo de entrega de los trabajos a consecuencia del retraso en la recepción de un material eléctrico que está pendiente de recibir desde la Península, según explicó el representante de la empresa a las autoridades chicharreras en el transcurso de la visita que realizaron esta mañana.

El alcalde y el concejal de Infraestructuras, en compañía de representantes vecinales, conocieron el estado de los trabajos, donde ya está finalizada la superficie de juego a falta de un remate final y la instalación del pavimento definitivo. También se han ejecutado las gradas mientras se ultima la construcción del talud que motivó la modificación del proyecto inicial, lo que elevó el presupuesto total de obra a medio millón de euros.

Aunque inicialmente el plazo de ejecución de la intervención estaba previsto que finalizara en la primera semana de noviembre, la empresa ha pedido al ayuntamiento retrasarlo hasta la segunda quincena de diciembre.

Durante la visita de obra, el regidor le hizo saber a la constructora que los vecinos consideran insuficiente el personal que trabaja en el lugar, llegando incluso a precisar que hay días que ha permanecido cerrada. El representante de la empresa explicó que inicialmente se vio un ritmo más ágil por el tipo de las mejoras, si bien ahora los esfuerzos se centran en culminar el muro. “Cuando lleguen los servicios prefabricados se notará un notable un avance en la obra, y eso solo consiste en la instalación con una grúa de esta instalación”, para precisar que quizás los esfuerzos no se han percibido tanto porque son aspectos menos vistosos.

El portavoz de la empresa también reconoció que han tenido que afrontar un cambio del personal en cumplimiento del protocolo covid, para garantizar que las obras culminarán en la segunda quincena de diciembre, como solicitan, si bien el alcalde reiteró la necesidad de intensificar el ritmo para cumplir con los plazos nuevos que se han trazado.

El presidente de la asociación de vecinos El Pescador, Gabriel Rodríguez, también se interesó sobre si la superficie de juego garantiza que no se formarán lagos, como ocurrió en el pasado, una posibilidad que descartan desde la empresa porque se ha procedido a habilitar en todo el perímetro una red que permitirá asumir el agua, para precisar que incluso la compañía Emmasa procederá también a una nueva acometida que garantizará el perfecto funcionamiento de las instalaciones. “Otra cosa son los microcharcos, pero serían milimétricos y con el sol desaparecen”, añadió.

También la concejala de distrito de Anaga, Inmaculada Fuentes, se interesó por el ancho de los accesos peatonales y reiteró la necesidad de que se instalen barandillas, algo que está previsto en el proyecto, según los técnicos.

A pie de terreno de juego, aún impracticable, Eusebio Déniz, con su cámara en ristre, que recordaba cuando donde hoy se instala el talud y está previsto el servicio estaba el antiguo colegio de San Andrés. “Esto era de picón, imagínate”, recuerda mientras para muchos vecinos se muestran aún incrédulos con la finalización de una obra que después de varios contratiempos se inició y permaneció un año parado por la modificación para estabilizar el talud y la canalización de aguas.

Dámaso Arteaga está convencido de que el 24 de diciembre los niños estarán jugando en estas anheladas instalaciones deportivas de San Andrés.

Compartir el artículo

stats