Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La línea subterránea El Rosario-Geneto abrirá una zanja en el Distrito Suroeste

El proyecto de Red Eléctrica de España para solucionar los ceros energéticos en la Isla «pasará» por la capital | La obra provocará «numerosos e importantes cortes de tráfico»

Un momento de la reunión entre el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife y Red Eléctrica de España. E. D.

El trazado de la línea subterránea de energía eléctrica El Rosario-Geneto, una de las actuaciones previstas por Red Eléctrica de España (REE) para solucionar los ceros energéticos en Tenerife, también pasará por el municipio de Santa Cruz. En concreto, lo hará por la calle El Mollero, desde Llano del Moro a El Sobradillo, donde se tendrá que abrir una zanja de más de un metro de ancho, en 1,4 kilómetros de la citada vía, lo que provocará «numerosos e importantes cortes y desvíos de tráfico, así como afecciones a la red de agua potable o saneamiento». Así lo ha anunciado a EL DÍA el concejal responsable del Distrito Suroeste, el nacionalista Javier Rivero, quien destaca la importancia de esta actuación, con la que «también se verá mejorada la red de suministro del área metropolitana».

Ante el inminente inicio de las obras, que podría producirse en un mes, el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife mantuvo esta semana una reunión con Red Eléctrica de España para coordinar los trabajos que se llevarán a cabo y para poder trasladar a los vecinos toda la información necesaria. «Para el Consistorio chicharrero es una buena noticia que se ejecute esta actuación, pero también debemos de reconocer que se trata de una obra bastante compleja», apunta Javier Rivero.

La apertura de la zanja en la calle El Mollero afectará a varias vías de conexión, en el tramo que transcurre entre la calle San Francisco de Paula y la carretera general de Geneto. «También afectará a servicios municipales. Es precisamente por esto, por la complejidad de la obra y por las afecciones que esta provocará, por lo que tratamos de coordinar los trabajos con REE, para mantener a los vecinos informados en todo momento de los cierres que se producirán en el tráfico rodado, de los desvíos y de los cortes en suministros. De todo ello informaremos en breve», explica el concejal.

Rivero insiste en que estos trabajos también mejorarán la red de suministro del área metropolitana y la de Tenerife Norte, «aunque», reitera, «no se nos escapa de que se trata de un proyecto difícil, que precisará del esfuerzo de varios servicios municipales y de la propia Red Eléctrica de España».

Señala que, en el tramo del trazado que corresponde a Santa Cruz, además de la apertura de la zanja de más de un metro de ancho, también «se harán dos cuartos de conexiones de las dimensiones de un coche, bajo tierra, donde se conecta el cableado». Rivero comenta que todas las calles transversales a la calle Mollero se verán afectadas, como Pelícano, Frangollo, 122, y Del Pino.

«Por nuestra parte», agrega el concejal, el objetivo del Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife es «adelantarnos a esta actuación», de tal manera que «todas las acciones estén coordinadas y se traslade la información correspondiente a los afectados: qué se va a hacer y cuándo va a hacer». «Dicha coordinación será básica para poder garantizar los servicios y evitar los problemas del día a día, como el transporte escolar o el acceso a las viviendas en las vías de dirección única», manifiesta.

Eso sí, resalta el edil nacionalista, REE se ha comprometido a, una vez finalizada la obra, llevar a cabo el reasfaltado «por completo» de toda la calle El Mollero, la cual, en la actualidad, presenta un evidente estado de deterioro.

También quiere aprovechar para agradecer a Red Eléctrica «la comunicación permanente que mantiene con este Consistorio, para tratar que los vecinos sufran las menos molestias posibles».

Javier Rivero recuerda que esta es una de las actuaciones previstas por REE para evitar que Tenerife se vuelva a quedar sin luz, «como ha ocurrido en varias ocasiones». «Era necesario trabajar en una solución que reforzar al sistema eléctrico de la Isla».

La línea subterránea de transporte de energía eléctrica El Rosario-Geneto a 66 Kv de doble circuito, de corriente alterna trifásica, tendrá una longitud total de 5.064 metros. Su trazado afecta a los municipios de El Rosario, Santa Cruz de Tenerife y La Laguna. Supondrá una inversión de 5,8 millones de euros. Tiene su origen en la nueva subestación de El Rosario, donde circulará hasta salir al exterior por el camino de La Mina.

A partir de ahí, se cruzará con el camino Azocas; pasará por la cárcel y por el camino El Medio hasta alcanzar el de Viñatea. Llegará a El Mollero y conectará con la carretera general San Miguel de Geneto. A partir de ahí, cruzará los barrancos de Marreros y de Los Andenes hacia la subestación de Geneto.

Compartir el artículo

stats