El Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife ha recomendado a la población a no bañarse en las playas de Las Teresitas y Las Gaviotas debido a la presencia de hidrocarburos, cuyo origen sigue siendo una incógnita después de que hubieran aparecido manchas también hace una semana en las playas de Almáciga y Roque Las Bodegas, una situación que también se ha dado en otros puntos del litoral de la Isla como Candelaria y Arafo.

Según señala el Ayuntamiento capitalino, ha sido personal de Cruz Roja quien ha detectado la presencia de estas manchas en la zona cercana a la Cofradía de Pescadores de San Andrés, por lo que se ha recomendado a la población a que no se bañen en esta zona y hasta el acceso 3 de la citada playa.

Desde comienzos de esta semana, medios aéreos y marítimos movilizados de Salvamento Marítimo, han realizado una “vigilancia exhaustiva” y apenas hallaron contaminación en el mar, “muy poca”, por lo que el origen del vertido, resaltan, “no está determinado”.

Desde Salvamento detallan que el pasado 31 de agosto la embarcación Salvamar Tenerife detectó “alguna galleta esporádica” frente a Radazul, en concreto, tres bolas de piche.

Se tomaron muestras y se remitieron al laboratorio para su análisis, sin que por ahora haya resultados. Al día siguiente, un avión del centro coordinador de emergencias 112 sobrevoló la zona y no detectó nada en el mar.