Suscríbete

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

el recorte

Empobrecidos autónomos

En este país pasan cosas que no las entiende ni el que asó la manteca. El desgobierno de España, con el aval de las organizaciones del sector, va a modificar las cuotas de los autónomos. Los nuevos “tramos” de cotización han sido celebrados como un éxito, pero cabe dudarlo mucho. Porque los profesionales que ganen menos de 670 euros van a pagar unos 200 euros de cuota. Es verdad que eso supone bajar la actual aportación, que es una salvajada (290 euros) y un robo a mano armada para los que menos ganan. Pero ¿cómo se puede hacer una reforma y seguir sosteniendo que a un prójimo que gana seiscientos euros le vas seguir quitando casi una tercera parte de lo que gana?. Las tablas que se han hecho públicas establecen que por encima de los 6.000 euros de facturación la cuota estará próxima a los 600 euros. Parece razonable pagar un diez por ciento de lo que se factura. Pero si te vas a la parte baja de la tabla, a lo que menos ingresan, te encuentras con que le levantan los pies del suelo precisamente a los más pobres, a los que les levantan los pies del suelo soplándole el 30% de su escaso salario. ¿Eso qué es? ¿Progresividad inversa? La caja del Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA) es deficitaria. Pero un gobierno que presume de ser “social” nunca debería haber planteado un sistema tan profundamente injusto con los que menos ganan. No es estético. Y ni siquiera parece ético.

| J.B.

Compartir el artículo

stats