Suscríbete

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

el recorte

¿Otro volcán? ¡Venga ya!

Hace no muchos años, los tinerfeños se lanzaron en masa a comprar velas, linternas y pilas. Se había corrido el rumor de que se iba a producir una erupción por la zona norte de la Isla. Y ya se sabe: los rumores van en galgo y la información rigurosa se arrastra a lomos de una tortuga. La última erupción en nuestra isla fue, en términos geológicos, anteayer: el 18 de noviembre de 1909 cuando surgió una de las pequeñas criaturas del Teide, el Chinyero. Pero los últimos enjambres sísmicos han vuelto a poner la mosca detrás de la oreja del personal que ya viene escaldado por lo de La Palma. El presidente del Cabildo, Pedro Martín, ha intentado calmar a la peña con un mensaje tranquilizador. Ha dicho que «no hay ninguna señal» que indique que pueda haber una erupción volcánica en la isla y ha indicado que esta actividad «no es de ahora, viene de hace muchos años», lo que les obliga a «estar muy atentos» pero sin generar «alarma». Vale. Suena razonable. Pero lo mismo se decía al principio cuando los temblores de El Hierro o La Palma. Hasta que se hizo evidente que el tapón iba a saltar de la botella. Confía en Alá, pero ata tu camello, dice un proverbio árabe. Confiemos en la ciencia pero yo, por si acaso, voy a comprar una reserva de papel higiénico. Porque la parte irracional de la sesera me dice que tenemos un gafe tan extraordinario que cualquier cosa es posible.

Compartir el artículo

stats