Suscríbete

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El recorte

Abusando de la gente

Tal día como antes de ayer, el Gobierno de España compró cinco millones de kits de test de antígenos a 3,10 euros. Tal día como ayer, ese mismo Gobierno estableció un precio máximo de venta de esos test de 2,94 euros. Hay ochocientos mil euros de diferencia entre un día y el día siguiente. Se trata de un salto de muchísimo dinero para tan pocas horas. Pero es que, además, en Portugal se están vendiendo esas mismas pruebas a un precio de 2,10 euros en las farmacias. ¿Cómo es posible que allí se venda a un precio más barato, como ya ocurrió con las mascarillas? En los últimos meses, los ciudadanos de este país han pagado de su bolsillo hasta ocho euros por esas pruebas que nos hemos tenido que hacer después de estar en contacto con un positivo. Ahora nos enteramos de que nos han estado saqueando a manos llenas con los tests, igual que nos engañaron con el precio de las mascarillas. Llevamos dos años de pandemia —esto no empezó ayer— pero seguimos de chapuza en chapuza. No se extrañen de que algún día estalle la cólera de la gente ante tanto abuso. Es una desvergüenza.

Compartir el artículo

stats