Suscríbete

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Perfil

Julia Quinn: 10 cosas que debes saber de la escritora tras el fenómeno de 'Los Bridgerton'

El éxito de la serie de Netflix esconde a una escritora superventas que dejó la medicina para escribir romances de época con una mirada igualitaria

Julia Quinn.

Hija de divorciados

Nació en 1970, en el seno de una familia judía, con el nombre de Julie Cotler. Creció en Nueva Inglaterra junto a sus tres hermanas, aunque tras el divorcio de sus padres pasó mucho tiempo en California.

Escritora precoz

Su padre la reñía cuando era niña por unos gustos literarios un tanto melifluos, como ‘Las gemelas de Sweet Valley’. Ella le replicaba que estudiaba esos libros para escribir uno así. Con 12 años terminó dos capítulos de una primera novela que presentó a una editorial con solo 15. La rechazaron.

Iba para doctora

Se graduó en Historia del Arte en Harvard y se matriculó en Medicina en Yale. Por aquella época le comunicaron que dos editoriales pugnaban por sus primeras novelas, ‘Espléndida pasión’ y ‘Un baile a medianoche’, lo que la animó a dedicarse a la escritura.  

"La nueva Jane Austen"

Ha escrito decenas de novelas románticas pero el éxito mundial le llegó gracias a ‘Los Bridgerton, ocho tomos ambientados en la época de la Regencia, a principios del siglo XIX. El primer libro de la saga de quien se bautizó como "la nueva Jane Austen" fue ‘El Duque y Yo’, en el 2000, sobre el romance de Daphne, que centra la primera temporada de la serie de Neftlix. Ese mismo año publicó ‘El Vizconde que me amó’, centrado en Anthony, el primogénito, protagonista de la última tanda de episodios, que promete arrasar este Sant Jordi.

Superventas

Los libros de Julia Quinn han sido traducidos a 41 idiomas y se han clasificado 19 veces consecutivas entre los ‘bestsellers’ de ‘The New York Times’. Solo en EEUU, ha vendido más de 20 millones de ejemplares impresos. En marzo de 2021, las ocho novelas de ‘Los Bridgerton’ estaban en la lista de superventas del 'New York Times' al mismo tiempo, un récord para un autor de ficción para adultos. 

Ungida por Shonda Rhimes

Los libros sobre ‘Los Bridgerton’ cayeron durante unas vacaciones en manos de Shonda Rhimes, productora de ‘Anatomía de Grey’, ‘¿Quién es Anna?’ y ‘Scandal’. Los devoró. Se decidió a hacerse con los derechos televisivos de esas "locas novelas románticas" llenas de personajes sexis. 

Feminista y yonqui del amor romántico

Julia Quinn defiende que no hay nada en sus novelas románticas que las feministas puedan reprocharle: ella misma se considera una. Sus heroínas son atípicas dentro del género y los galanes no se presentan como depredadores sexuales. La revista ‘Time’ le adjudicó el mérito de haber reinventado la novela de romance para la generación postfeminista. 

A favor de que la serie sea multirracial

En sus libros de ‘Los Bridgerton’ los personajes se presupone que son blancos, pero Julia Quinn celebra el componente multirracial de la serie de Netflix, al margen del rigor histórico. Como judía, es consciente del poder de que personas de otras razas y religiones se identifiquen con los protagonistas, ha declarado.

Afortunada en el amor

Tiene dos hijos con el médico Paul Pottinger y presume del romanticismo de su marido, que le regaló un collar de Tiffany que, atención, contiene agua derretida de la nieve que conservó tras una escalada al Kilimanjaro por sus bodas de plata.  

Tragedia familiar

En junio de 2021, su padre y su hermana murieron en un accidente de coche en Utah. "Una compañía de ‘catering’ no aseguró bien su carga y las lonas se cayeron a la carretera; al conductor de un camión no le importó conducir con un nivel de alcohol en sangre que excedía tres veces el límite legal", explicó en Instagram. Con su hermana Violet Charles, ilustradora, preparaba una novela gráfica dedicada a su padre, Steve Cotler, conocido autor de obras infantiles y de la serie Cheesie Mac. "Ya nunca será una sorpresa, pero quiero pensar que él sospechaba que lo haríamos. Nos conocía tan bien”, escribió tras su pérdida.

Compartir el artículo

stats