Suscríbete

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Entrevista

John Turturro, en 'Separación': "Algunas historias son mejores si se alargan"

El actor fetiche de los Coen y Spike Lee brilla por enésima vez en 'Separación', misteriosa serie de Apple TV+ que dirige Ben Stiller

John Turturro en 'Separación'.

Este cronista se muere de ganas por explicar la premisa de 'Separación' (Apple TV+, desde el viernes, día 18), tecno-thriller creado por Dan Erickson y dirigido por Ben Stiller, pero eso significaría arruinar unos primeros minutos capaces de generar el más sagrado desconcierto. Lo dejaremos en que Lumon Industries ha encontrado un curioso modo para ayudar a sus empleados a separar vida personal de profesional. Uno de sus hombres, Mark (Adam Scott), se encuentra de bruces ante una trama misteriosa que le obliga a replantearse todo. Incluso el dogmático Irving (John Turturro), súbdito fiel de la empresa, acaba también haciéndose preguntas. Y nosotros se las hacemos a Turturro. 

¿Qué le atrajo de esta serie en un primer momento?

Me gustaba el concepto, esa mezcla de 'thriller' laboral y comedia negra… Se nota que Dan Erickson lo escribió desde un lugar muy concreto. ¿Cómo hacer frente a un trabajo que no te gusta? ¿Qué puedes hacer con tu cabeza? Él llevó eso a un lugar insólito. Los guiones me parecieron interesantes. 

¿Se ha visto alguna vez con necesidad de algún procedimiento radical para separar su vida y su trabajo? 

Todos lidiamos con eso de alguna manera, ¿no? En mi trabajo, cuando era joven, solía viajar mucho y hacer muchas cosas. Después, mi esposa se quedó embarazada, tuvo a nuestro primer hijo… Y era difícil comunicarse por entonces; no tenías Zoom. Te comunicabas por teléfono o incluso fax. Solía escribir historias o hacer dibujos que luego enviaba por fax a mi hijo Amadeo. Era difícil estar separado de los tuyos durante largas temporadas. A veces he rechazado cosas por haber estado trabajando demasiado y no querer que mi familia se haga pedazos. La serie habla de temas muy normales, solo que llevados al extremo.

¿Le pareció curioso que Apple produjera una serie sobre una compañía de estilo minimalista con trastienda inquietante? Incluso el uso de la Helvetica remite a Apple.

No sé por qué se interesaron en la serie, pero desde luego, han apoyado el proyecto en todo momento. Ahora mismo están produciendo toda clase de cosas. Curiosamente, cuando trabajas con estas compañías tan grandes, apenas hablas con nadie que venga de allí. A veces aparece un representante y dice "hola".

Esta es la primera vez que colabora con Ben Stiller. ¿Cómo es trabajar a sus órdenes? 

Como director presta mucha atención al detalle. Le gusta animar a la gente a probar muchas versiones diferentes. Siempre quería saber, sobre todo en este mundo tan singular, qué versión de cada momento podría ser el más apropiado. Se preocupó mucho por todo y trabajó duro. Es un tipo inteligente y con talento. Aoife McArdle le relevó en la dirección con tres episodios en los que Christopher Walken y yo hacíamos muchas cosas juntos.

Este no es su primer proyecto con Walken, ni mucho menos. De hecho, incluso le ha dirigido en algunas películas ['Illuminata', 'Romance & cigarettes', 'The Jesus rolls']. 

Fui yo quien sugirió a Chris para el papel de Burt. Siempre nos lo pasamos muy bien rodando. Fue interesante porque acaba habiendo mucha calidez entre nuestros personajes, para sorpresa de Irving. 

Su amigo Chris no se prodiga en televisión. ¿Llegó a disfrutar del proceso?

Bueno, a veces los días se alargaron un poco. Y todos los protocolos de la COVID-19 complicaron un poco las cosas, sobre todo para los mayores. Pero cuando lo que tocaba era simplemente hacer nuestras escenas, lo pasamos bien juntos. Es un placer trabajar con Chris. Es como un músico de jazz. Intenta toda clase de cosas y que todo parezca espontáneo. 

A veces he rechazado cosas por haber estado trabajando demasiado y no querer que mi familia se haga pedazos

decoration

Como alguien que ha trabajado esencialmente en cine, ¿cómo lleva el hecho de que casi todas las historias adultas e interesantes se hagan ahora en formato serie? ¿Es una experiencia igualmente satisfactoria para usted?

Lo pasé en grande haciendo 'The night of'. Hice 'El nombre de la rosa'. He hecho un par de trabajos bastante largos. Y, bueno, a veces está bien tener un arco argumental extenso. Algunas historias son mejores si se alargan. Y a la vez, echo de menos hacer películas potentes de dos horas, en las que quizás no necesites adaptar todo un libro sino una pequeña parte. Ahora voy a adaptar la novela 'El teatro de Sabbath', de Philip Roth, para una obra teatral. No podemos hacer todo el libro; hemos de decidir qué parte nos interesa y hacer una obra de dos horas.

Hablando de Philip Roth, ¿cómo fue la experiencia de hacer 'La conjura contra América' del brazo de David Simon? 

Me encanta Philip Roth. Trabajé con él hace muchos años para algo teatral que no salió. Y me gusta lo que hace David. Dicho esto, en honor a la verdad, 'La conjura contra América' no es mi Roth favorito. 

¿Y cuál es?

Me gusta mucho más 'El teatro de Sabbath', por ejemplo. Me encantan 'Patrimonio: Una historia verdadera', 'La mancha humana', 'Pastoral americana', 'Me casé con un comunista'… Pero me gustó estar en ese mundo y creo que [Lionel Bengelsdorf, el rabino ultraísta del republicano Lindbergh] es un personaje fascinante en el libro. Simon y su equipo son grandes guionistas, pero las palabras de Roth son otra cosa. Creo que Simon diría lo mismo. 

Compartir el artículo

stats