Suscríbete

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El congreso del PP

Alberto Núñez Feijóo ultima la nueva dirección del PP entre nombres sugeridos por los barones y consejos de Rajoy

Los dirigentes del PP confían en que el futuro líder despeje todas las incógnitas de la cúpula en el congreso de esta semana en Sevilla

Mariano Rajoy y Alberto Núñez Feijóo, el 18 de enero de 2019, en la convención nacional del PP que organizó Pablo Casado en Madrid.

"Cuenta conmigo". "Aquí estoy para lo que quieras". Los dirigentes del PP están enviando un alud de mensajes 'preventivos' a los compañeros que consideran que tienen números para pintar algo en la nueva cúpula de Alberto Núñez Feijóo. Algunos de ellos son los mismos que mandaron wasaps elogiosos a Pablo Casado hasta pocas horas antes de pedirle públicamente que dimitiera. "Leer ahora esos mensajes duele", suspira una de las últimas personas fieles al todavía presidente del PP.

El líder de la Xunta de Galicia será elegido jefe de filas de los conservadores este sábado en el congreso de Sevilla y no ha dado ninguna pista de quién conformará su nuevo equipo. "No se lo habrá dicho ni al cuello de su camisa", bromea uno de esos dirigentes al que todos señalan como uno de los futuros capitostes. "Lo que no saben ellos es que a mí Feijóo no me ha llamado... Aunque, si lo hubiera hecho, tampoco te lo diría, porque todos sabemos que no le gusta que se filtre nada. ¡Imagínate! Cabrearlo antes de empezar", continúa

Para confeccionar esa nueva cúpula, Feijóo ha pedido listas de nombres a los barones más relevantes del partido. Cuatro de ellos han confirmado a EL PERIÓDICO que ya hace días le señalaron personas de sus entornos que creen que pueden ser útiles en la nueva etapa que abre el partido, aunque el dirigente gallego, según esas fuentes, no les ha devuelto la llamada adelantándoles su conclusión. En ese proceso de decisión está teniendo un papel relevante también Mariano Rajoy, con el que Feijóo habla de manera habitual desde la implosión del PP, a mediados del mes de febrero. Según fuentes conocedoras de esos contactos, el expresidente está atendiendo las llamadas que le hace el jefe del Ejecutivo gallego y dándole todos los consejos que el futuro líder le pide.

Las primarias, un problema para Rajoy

Rajoy, en su último libro, "Política para adultos", admite que se equivocó cuando modificó los estatutos para que el presidente de la formación sea elegido en primarias. Según él ha dicho públicamente, se dejó llevar "por el populismo" y las peticiones de dar mayor democracia interna sin medir las consecuencias. El resultado de 2018 ya se sabe: Casado ganó a Soraya Sáenz de Santamaría en aquella batalla. Si el PP hubiera mantenido el 'dedazo', Rajoy habría elegido a su exvicepresidenta. Nadie dudó nunca cuál era su preferencia. Tampoco Feijóo, que no dio el paso porque sabía que Santamaría era su preferida.

"Alberto está pidiendo consejo a quien no tiene nada que ganar ni perder, de los que él cree que se puede fiar", afirma uno de los antiguos colaboradores de Rajoy. "Está hablando con él y también con Javier Arenas", señala sobre el exvicepresidente y exministro de Trabajo con José María Aznar. Arenas, sin embargo, negó el martes por la tarde a este diario que esté haciendo de "consejero" y resta trascendencia a su relación con el futuro líder. La discreción es marca de la casa del gallego y nadie quiere salirse del guion.

El exministro tomó partido por Sáenz de Santamaría en 2018 y sigue siendo senador por designación autonómica de la Junta de Andalucía, porque así se lo pidió a Casado el presidente de esa autonomía, Juanma Moreno. Casado no quería que continuara.

"Arenas está yendo más al Senado que nunca. Le gusta la política y quiere que se vea que vuelve a estar activo. Está haciendo informes para Feijóo", afirma un compañero de bancada.

Los apartados por Casado

Los dirigentes del PP dan por hecho que anunciará en Sevilla los nombres del que será su equipo. Obligación no tiene ninguna, ni siquiera debe dar a conocer el nombre de su secretario general, por ejemplo, pero tras el terremoto que ha vivido la formación con la caída de Casado, los dirigentes populares quieren saber ya quién acompañará al capitán en esta nueva singladura. Un deseo común es que Feijóo logre "coser" el partido. Y esas puntadas llevan algunos nombres: Isabel Bonig, Alfonso Alonso y Asier Antona. Ellos tres, entre tantos otros, fueron apartados de forma abrupta de sus puestos en València, Euskadi y Canarias por Casado y su número dos, Teodoro García Egea.

Compartir el artículo

stats