Suscríbete

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

CRISIS VOLCÁNICA | Pasos hacia la recuperación

Educación montará aulas modulares para los alumnos afectados por el volcán de La Palma

La consejería cree que estas instalaciones temporales ofrecen todas las garantías para impartir las clases | Los técnicos estudian los lugares más adecuados para ubicarlas

Una pala trabaja en la retirada de la lava que afecta al colegio de La Laguna. E. D.

Las autoridades educativas han decidido montar espacios prefabricados para acoger de manera provisional a los estudiantes desplazados de sus antiguos centros. La consejera de Educación del Gobierno de Canarias, Manuela Armas, confirmó que se emplearán aulas modulares para la vuelta de los menores a una actividad normalizada. Armas también puso de manifiesto que todos los menores están escolarizados con independencia del barrio al que pertenezcan.

La consejera explicó que la actividad educativa se sigue desarrollando en los espacios adecuados por el Ayuntamiento de Los Llanos de Aridane y el Cabildo insular, que cedieron distintos lugares, así como los centros de El Paso y Fuencaliente, que también acogen a estudiantes desplazados de sus domicilios. El esfuerzo se centró en que «los niños pudieran estar juntos», señaló la consejera, que recordó que los CEIP Los Campitos y Todoque, arrasados por la lava, y el María Milagros Acosta de Puerto Naos, dentro de la zona de exclusión, se han desplazado de forma temporal al antiguo Centro de Educación Especial (CEE) Princesa Acerina, en Los Llanos de Aridane, inmueble cedido por el Cabildo insular.

El alumnado de Jedey está reubicado en el CEIP Adamancasis de El Paso, y el de las Manchas de Abajo, en el CEIP El Roque, ambos en Los Llanos de Aridane. En el CEIP de Los Canarios, en Fuencaliente, se acoge a una veintena de estudiantes desplazados en el hotel de la costa del municipio.

En todos los casos se siguen manteniendo los grupos de alumnado y el mismo personal docente, para de esa manera aminorar la afección por la situación volcánica en su proceso educativo. Ahora, en el proceso de reconstrucción y en el rediseño de los centros escolares afectados, desde la Consejería de Educación estudian la instalación de estas aulas modulares, que defienden como espacios con prestaciones y comodidades para poder desarrollar la labor educativa.

El personal técnico de la consejería está realizando visitas a los centros educativos afectados, a otros centros del Valle de Aridane y a otros espacios en los que se puedan instalar, con total garantías, estas aulas modulares. El primero de estos espacios revisados es el Colegio de La Laguna, que en gran parte de su infraestructura está destruido por las coladas, pero en el que aún se mantienen algunas unidades en pie, además de la cancha deportiva sin afección, pudiendo ser este el lugar donde ubicar las aulas modulares.

En el trabajo para mantener a esos estudiantes juntos y que no se rompieran los grupos fue el Colegio de La Laguna quien lanzó la petición. Este centro, el último en ser evacuado, sí tiene a sus unidades educativas separadas. Entre la Escuela de Idiomas y el Centro Cultural de El Retamar, en Los Llanos de Aridane, se divide su alumnado, que ahora reclama volver a estar junto.

Manuela Armas recalcó que, para eso, «lo que corresponde será de manera provisional hacer unas aulas prefabricadas», de manera que los niños «puedan estar más cómodos incluso que lo que han estado hasta ahora». Sobre la reclamación de este centro apunta a que se realiza «con buen criterio», y apuntó la posibilidad de colocar estas infraestructuras en el retorno a lo que queda del centro «si hay espacio». Además, se refirió a que actualmente se está realizando con personal contratado por la Consejería de Educación, del Cabildo y de los ayuntamientos la limpieza de los centros que están solo afectados por las cenizas, y agregó que la retirada de lava «le corresponde a la Isla». Armas puso el mismo ejemplo de La Laguna, en donde hay «una zona muy afectada, de manera que los niños no pueden regresar como están las cosas». Por eso, la consejera insistió en que, de manera provisional, «hasta que las cosas se determinen y sepamos dónde pueden ir los nuevos colegios» y se resuelva el nuevo planeamiento del Valle de Aridane, la solución elegida son estas aulas modulares.

Ese rediseño territorial, dijo la consejera, les corresponde a las autoridades locales, para que una vez esté definido, «una de las cosas fundamentales de un pueblo, como es la escuela», tenga su ubicación, que comentó será «en el sitio donde los palmeros quieran», garantizó.

El Paso mete prisa a Telefónica

El Ayuntamiento de El Paso ha enviado un escrito a la compañía Telefónica solicitando que se restablezcan cuanto antes los sistemas y redes de telecomunicaciones que hayan sufrido daños en las zonas afectadas por la erupción volcánica. «Hemos traslado a la compañía que, como parte del proceso de retorno a la normalidad que vive el municipio, el restablecimiento pleno de las telecomunicaciones es una prioridad», explicó el alcalde, Sergio Rodríguez. Asimismo, la situación en la que se encuentra actualmente Las Manchas hace necesario impulsar, «de manera diligente», el restablecimiento de servicios ya existentes y la puesta en marcha de otros nuevos que favorezcan la recuperación social y económica de esta parte del municipio, entre ellos un consultorio médico, servicios bancarios –con cada vez menos presencia de sucursales tanto en la Comunidad Autónoma como en el conjunto de España– o una oficina municipal descentralizada. «Para que estos nuevos servicios que va a acoger el barrio puedan funcionar con garantías es necesario que la red de telecomunicaciones se mejore con la instalación de fibra óptica, y así lo hemos solicitado a Telefónica con el ruego de que, en atención a la dura situación que están viviendo los vecinos y vecinas retornados, se agilicen los trámites al máximo para poder contar cuanto antes con una conectividad plena y reforzada», insistió el regidor municipal de la localidad de El Paso, una de las más duramente golpeadas por la erupción volcánica sufrida por la isla bonita.

Compartir el artículo

stats