El Instituto Volcanológico de Canarias (Involcan) ha informado a primeras horas de la tarde de este jueves del desborde de la colada de lava en el cono principal del volcán de La Palma.

La lava que sale del volcán de Cumbre Vieja, en la isla de La Palma, ha afectado por el momento a 674,5 hectáreas (34,23 hectáreas más que el día anterior) y ha destruido a su paso por el territorio 1.548 edificaciones y otras 86 están en riesgo, según la última actualización de Copernicus, el programa de observación de la Unión Europea. El ancho de la colada se mantiene en 1.770 metros.

Los datos del Catastro revelan 992 construcciones destruidas, de las que 809 son viviendas, 95 edificaciones de uso agrícola, 47 industriales, 22 de hostelería y ocio, 8 de uso público y 11 de otros.

En cuanto al suelo agrícola afectado, este alcanza las 179,3 hectáreas, de las cuales 92,97 son plataneras, 50,17 viñedos y 12,21 aguacateros.

El Plan de Emergencias Volcánicas de Canarias (Pevolca) ha determinado una nueva evacuación debido a la previsión de avance de la colada de lava que discurre más al noroeste y que afecta a entre 250 y 300 vecinos, informaron fuentes del Gobierno de Canarias. Se trata de la zona comprendida en la LP-215 (carretera de La Laguna a Tazacorte), desde el límite con el municipio de Tazacorte señalado en la carretera hasta el cruce con la LP-213 (carretera a Puerto Naos). Esta zona linda con el límite del perímetro ya evacuado.

Casas bajo las cenizas del volcán de La Palma El Día

El censo de las zonas desalojadas ayer y hoy es de unas 400 personas, pero el número de personas que tuvieron que ser evacuadas es inferior, porque muchas ya no se encontraban en sus hogares, señalan desde el Pevolca.

La causa del desalojo es el avance del brazo de la colada que está más al norte, el mismo que afectó al Polígono Industrial del Callejón de La Gata. Dichas evacuaciones se han realizado de manera preventiva y con el tiempo suficiente para que las personas puedan recoger sus enseres domésticos. 

Los afectados tendrán de plazo hasta las 17.00 horas para desalojar sus viviendas, con sus pertenencias y animales domésticos, y dirigirse al punto de reunión ubicado en el Campo de Lucha Camino León de los Llanos de Aridane.

A aquellas personas que no puedan realizar la recogida de sus pertenencias se les permitirá en días posteriores, de forma gradual y acompañadas, siempre que las condiciones de seguridad lo permitan.

En caso de tener animales, recuerda el Pevolca, la evacuación se realizará siguiendo las directrices del protocolo que se le indicará en el punto de reunión.

En la noche de este miércoles se produjo otra evacuación, la de la zona comprendida al sur del Camino de la Cruz Chica en el cruce con Camino de Los Campitos, siguiendo por Camino Morro Cabrito hasta alcanzar la carretera LP-2, y que afectaba a una quincena de vecinos.

Ya antes el avance de la nueva colada que se ha formado en los últimos días al norte de la principal obligó a evacuar a unos 800 vecinos del barrio de La Laguna.

Esta noche se ha acercado al supermercado Spar de La Laguna y ha entrado en el campo de fútbol, por el sur, atravesándolo, en el mismo barrio. Ambos frentes "están perdiendo capacidad de moverse sobre el territorio", ha explicado este jueves el director técnico del Plan de Emergencias Volcánicas de Canarias (Pevolca), Miguel Ángel Morcuende. No obstante, admitió que "no se sabe hasta dónde van a llegar".

Por otro lado, la estación de vigilancia de Jedey-Las Manchas ha detectado una deformación en el terreno superior a los 5 centímetros y ya se ha informado de esta anomalía a los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado y a los científicos que trabajan en la zona para que extremen las medidas de precaución.

El Índice de Explosividad Volcánica (VEI) continúa siendo de 2, en una escala de 0 a 8. 

En la jornada de ayer se midieron valores bajos de dióxido de azufre en todas las estaciones de la isla de La Palma y hoy se han producido algunos picos en Tazacorte, Los Llanos de Aridane y El Paso.

La operatividad del aeropuerto, que está en pleno funcionamiento, no se va a ver afectada en los próximos días.   

El presidente de Canarias, Ángel Víctor Torres, ha destacado la importancia que ha tenido la ciencia en la prevención y toma de decisiones para salvar vidas y reconoce que la monitorización del volcán de La Palma es "capital" para que los daños sean los menos posibles.

Así lo ha manifestado en respuesta a una pregunta del portavoz del Grupo Sí Podemos Canarias, Manuel Marrero, sobre la valoración y reconocimiento que se hace respecto a la aportación de la ciencia en el actual proceso de erupción volcánica de La Palma.

En su intervención, Ángel Víctor Torres resaltó una vez más que la "única noticia buena" en relación a la erupción volcánica es que no ha habido que lamentar daños personales por el "civismo" y la "respuesta responsable" de la sociedad palmera y el papel de la ciencia.

El presidente incidió en que el pasado 13 de septiembre se convocó por primera vez el Pevolca y desde entonces ha celebrado reuniones todos los días, por lo que "tenemos que estar orgullosos de este organismo y de los científicos que lo conforman".

Según Torres, "la ciencia es y va a seguir siendo capital para controlar que los daños sean los menos posibles" y añadió que cuando los científicos afirman que el final de la erupción está lejos, lo dicen con "rigor científico".

El portavoz del Grupo Sí Podemos Canarias, Manuel Marrero, resaltó que la crisis volcánica ha destacado la importancia de la ciencia y ha servido para garantizar la seguridad de las personas y los animales.

Indicó que la ciencia suele ser una de las "olvidadas" por la política; por ello, instó al Gobierno de Canarias a apostar en el futuro por la ciencia para que esté "suficientemente apoyada" y pueda continuar su labor de prevención y ofrecer seguridad a la población.