14 de junio de 2019
14.06.2019

La Isla pierde más de mil turistas europeos (el 9,6%) en el último mes

El aeropuerto recibió en mayo 10.153 viajeros en vuelos de diferentes países, por 11.230 en el mismo período de 2018, destacando la caída del turismo inglés, que fue del 41,78%

14.06.2019 | 08:03
El vuelos con Madrid y los enlaces interinsulares salvaron las estadísticas del aeropuerto palmero en el mes de mayo.

La Palma perdió más de mil turistas en el mes de mayo en vuelos internacionales, con respecto al mismo período del año anterior, en concreto pasó de recibir 11.230 a 10.153, lo que representa en porcentaje una caída del 9,59%, según se observa en las estadísticas oficiales de Aena, una situación de bajada que no se producía desde el año 2014.

La Isla logró evitar un descenso aún mayor gracias a la aceptación que sigue teniendo en su mercado principal, el germano, desde donde el pasado mes se produjo un incremento del 13,30% en el número de viajeros, pasando de 5.068 a 5.742. Sin embargo, la fuerte caída del turismo inglés (41,78%), holandés (11,56) y francés (48,98%) pusieron en rojo las estadísticas. Es cierto que los belgas se movieron en cifras positivas, pero la subida no llegó a los 200 visitantes.

Desde el mes de abril y hasta la llegada del verano, los establecimientos turísticos de La Palma, y el resto de empresas que sobreviven gracias a su vinculación con el sector terciario, tienen serias dificultades para generar ingresos capaces de cubrir gastos. O, para ser más realistas, evitar que el agujero económico sea insostenible. En mayo al menos tuvo una incidencia positiva el vuelo con Madrid. Y es que los viajeros en enlaces nacionales pasaron de 5.739 a 6.222, un incremento del 8,42%. Se estima que cerca de la mitad de los ocupantes del avión de Iberia, al menos un 40%, son extranjeros.

Aún con el importante descenso de turismo europeo, el aeropuerto de La Palma puede presumir de un incremento en la entrada total de viajeros en el mes de mayo, de un 0,91%, aunque la realidad es que la subida se fundamenta en los viajes interinsulares, que no se pueden considerar turistas, al menos no a todos, ya que también se suman los palmeros que regresan a su isla. En este caso, se pasa de 39.676 a 40.784.

El delicado descenso de turismo europeo en el mes de mayo incrementa la negatividad que se acumula desde principios de año. Y es que en los cinco primeros meses de 2019, La Palma ha recibido un 2,75% menos, pasando de 86.308 a 83.937.

La preocupación ahora del sector es cómo irán sus cuentas en la época de verano. Y no 'pinta' bien.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook