El Centro Ciudadano de Bajamar acogió en febrero de 2018 una asamblea en la que se informó de que la redacción del proyecto de mejora de la carretera a la Punta del Hidalgo (TF-13) se encontraba en marcha desde hacía tres meses. Antes se habían producido otros anuncios; posteriormente vinieron más. Ahora, el Cabildo de Tenerifa asegura que se está ultimando la redacción del proyecto para el acondicionamiento de está vía insular entre Tejina y la Punta del Hidalgo. «Esta iniciativa pretende mejorar los problemas de seguridad y el confort de la vía entre los puntos kilométricos 12,5 y 19,02», precisa.

En concreto, está previsto ampliar la calzada y dotarla de acera. Además, se mejorará su firme y se crearán tres glorietas. Estas estarán situadas en el acceso al Club Náutico de Bajamar, en la avenida de Los Pescadores y en el acceso a la avenida marítima de la Punta del Hidalgo, y eliminarán los giros de vehículos hacia la izquierda, aumentando así la seguridad de la vía. También se ha proyectado un itinerario accesible que tiene en cuenta la creación de aceras de entre 1,5 y 3 metros de ancho, la implantación de pasos de peatones y la mejora de varias paradas de guagua. «Para crear zonas peatonales que solventen los problemas de inclusión, también se instalarán barandillas para proteger los tramos más peligrosos y se rebajarán las aceras para mejorar la accesibilidad», añade la institución insular en una nota.

Paradas de guaguas

Veinticinco paradas de guaguas se verán beneficiadas por estos trabajos. En ellas se procederá a la colocación de marquesinas para proteger a los usuarios de las inclemencias meteorológicas y de los correspondientes asientos ergonómicos. Asimismo, se las dotará de itinerarios accesibles adaptados y de conexión entre paradas enfrentadas mediante pasos de peatones seguros con el fin de garantizar la seguridad vial. Cabe destacar que entre las 25 paradas que se mejorarán se encuentra la de la Urbanización Porlier, «tan demandada por los vecinos».

Respecto a las infraestructuras, se construirá un sistema de drenaje para la recogida de aguas superficiales y se mejorará la red de alumbrado público dando iluminación a toda la vía, ya que hay tramos que carecen de él. En este sentido, se implantará un nuevo revestimiento en los muros de contención y sostenimiento de taludes y se instalarán barreras y mallas de cables para evitar futuros desprendimientos.

El director insular de Carreteras, Tomás Félix García, hizo hincapié en que «además de este proyecto ya se están llevando a cabo otras mejoras como el refuerzo del firme de la TF-13, que cuenta con un plazo de ejecución de ocho meses a partir de febrero, cuando iniciarán los trabajos, y a la que se le han destinado 3,2 millones de euros».

Por su parte, el consejero insular de Carreteras, Enrique Arriaga (Cs), expresó que «se está planteando una reforma integral de cerca de siete kilómetros de carretera, en la que está previsto llevar a cabo una ampliación de la calzada, la creación de aceras accesibles, la mejora de las paradas de guaguas, así como la construcción de glorietas que regulen la circulación». El también vicepresidente de la institución tinerfeña expuso que se «tendrá en cuenta tanto la comodidad de los vehículos como la accesibilidad de los peatones» y que «los trabajos abarcarán los tramos urbanos e interurbanos que se ubican entre la rotonda de Tejina, pasado el viaducto, y la de la Punta del Hidalgo».

Arriaga destacó que «entre las intervenciones previstas se llevará a cabo una ampliación de la calzada, la creación de aceras accesibles, la mejora de las paradas de guaguas, así como la construcción de glorietas».