Suscríbete eldia.es

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Adjudicada la obra para peatonalizar la calle Cañaveral, en la trasera del Cristo

La vía presenta problemas de seguridad al carecer de aceras, por su estrechez y un gran volumen de tráfico | Se prevé que los trabajos comiencen tras las Fiestas del Cristo

La calle Cañaveral, en una imagen de archivo. | | DELIA PADRÓN

La obra para la peatonalización del camino Cañaveral, la estrecha vía que discurre por la trasera del cuartel del Cristo, ya está adjudicada y la previsión es que los trabajos comiencen próximamente, una vez que queden concluidas las Fiestas del Cristo. Así lo apuntaron fuentes oficiales del Ayuntamiento de La Laguna sobre una actuación que se había anunciado en enero y que busca solucionar los problemas de seguridad que se daban en la zona.

Según ha informado el Consistorio, la calle solo podrá ser utilizada en adelante por los vehículos de los vecinos y por peatones. Más en detalle, se trata de una medida que llega tras años de problemas y de avisos vecinales sobre el riesgo que entrañaba, así como después de que el asunto fuese llevado a un pleno municipal por el concejal de Coalición Canaria (CC) Francisco José Hernández.

En concreto, la calle carece de aceras y es muy estrecha, lo que lleva a que los vecinos, una vez que dan un paso fuera de sus respectivas casas, ya están en la zona de rodadura. Algo parecido les ocurre a los peatones que se atreven a transitar por allí. Estos, mientras avanzan, prácticamente comparten espacio con los vehículos. Todo ello completado con un volumen de tráfico significativo y fundamentalmente en dirección a la Vía de Ronda.

El 13 de enero, Hernández preguntó por qué habían transcurrido más de ocho meses sin «ningún tipo de acción» desde que el alcalde, Luis Yeray Gutiérrez (PSOE), adquirió con los vecinos el compromiso de acabar con «el grave problema de seguridad» de la zona. «Este es un problema histórico», comenzó su respuesta en aquella ocasión el concejal de Seguridad Ciudadana y Movilidad, Alejandro Marrero, que aseguró que los residentes les indicaron en una visita que habían recibido sucesivos compromisos de los posteriores regidores locales para resolver el citado problema, finalmente incumplidos.

Ya desde aquel pleno, Marrero expresó que Gutiérrez y él habían acordado con los vecinos que resolverían la situación. «Y lo vamos a cumplir», apostilló, y también explicó que la decisión no se había llevado a la práctica a la espera de adaptar los cargas y descargas del casco. «Se podía ver afectado el acceso de vehículos pesados por distintas vías, por los cargas y descargas que íbamos a ubicar. Entonces no queríamos hacer ningún cambio importante hasta que pudiera estar aprobado este plan y ya lo está», completó.

Compartir el artículo

stats