Suscríbete

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Bienestar Social ampliará su red de oficinas en los distritos

El objetivo es facilitar el acceso y agilizar las solicitudes de ayudas como el Ingreso Mínimo Vital y la Prestación Canaria de Inserción

Rubens Ascanio, concejal de Bienestar Social en La Laguna. E. D.

Bienestar Social ampliará su red de oficinas descentralizadas para facilitar el acceso y agilizar las solicitudes de la población más vulnerable al Ingreso Mínimo Vital (IMV), la Prestación Canaria de Inserción (PCI) y la futura Renta de Ciudadanía del Archipiélago. Esta propuesta innovadora, de dos años de duración, incluye un programa de acciones contra la brecha digital e itinerarios de inclusión social para las familias beneficiarias, para que puedan superar las circunstancias que les llevaron a esa situación y recuperar su autonomía.

Rubens Ascanio, concejal del área, explica que este proyecto está incluido en la convocatoria del MDI 23 del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia de España, para su financiación con cargo a los fondos europeos Next Generation. Con o sin tales fondos, el objetivo es «iniciar este importante programa en noviembre».

Con un coste aproximado de 2,65 millones de euros, incluye tres nuevas oficinas especializadas en los distritos más poblados, con todos los recursos profesionales y tecnológicos para asesorar y acompañar en estos trámites a personas en situación de exclusión social con todos los medios digitales y la tutorización para cualquier solicitud de documentación complementaria.

Una de sus novedades es que contempla proyectos de inclusión social, que trabajarán la integración laboral, psicosocial, educativa y comunitaria de estas personas. De hecho, el programa busca «aumentar y acelerar el acceso a ayudas que son esenciales para que las personas y familias más vulnerables puedan cubrir sus necesidades básicas, informándolas, asesorándolas y acompañándolas.

Esta propuesta va en la línea de la Oficina de Información y Atención Social de La Laguna, un nuevo sistema de acceso a los servicios sociales puesto en marcha el año pasado por Bienestar Social para reducir el tiempo de espera a la ciudadanía, agilizar los trámites y consultas con el apoyo de profesionales, centralizar gestiones y ofrecer mecanismos resolutivos contra la brecha digital.

Todas estas acciones forman parte del programa de mejora integral de los Servicios Sociales, que incluye el refuerzo del equipo de profesionales, la modernización de los sistemas de gestión, el aumento presupuestario para recursos y ayudas, así como la apuesta por la cooperación con administraciones y colectivos.

Trabajo continuo

Rubens Ascanio recuerda que «llevamos dos años aumentando la capacidad presupuestaria para inversión social y creando nuevos recursos públicos, a los que se suman los programas de alquiler social, de pensiones de tránsito o de ayudas al alquiler». Además de destinar el mayor número de recursos posible a atender las situaciones más graves y enfrentar el sinhogarismo, la principal preocupación del Área está en evitar que las cifras de personas en esta situación sigan aumentando.

Hasta el pasado mes de noviembre, Servicios Sociales de La Laguna había tramitado 1.211 solicitudes de la Prestación Canaria de Inserción (PCI), con más de 2.535 personas beneficiarias en el último ejercicio, y, según datos publicados por el Ministerio de Inclusión en diciembre, casi 2.000 hogares de la provincia serían beneficiarias del Ingreso Mínimo Vital (IMV).

Compartir el artículo

stats