25 de octubre de 2019
25.10.2019

Adjudican por 105.000 euros obras de seguridad en Las Chumberas

Los trabajos supondrán el tapiado de nueve bloques de la primera fase y de uno de la segunda, así como otras medidas cautelares en 17 más

24.10.2019 | 23:32
Un edificio de Las Chumberas con ventanas ya tapiadas.

El contrato ya se encuentra firmado

El Ayuntamiento y la Sociedad Municipal de Viviendas y de Servicios de San Cristóbal de La Laguna (Muvisa) continúan dando pasos para que la reposición de las viviendas de Las Chumberas con aluminosis pueda llevarse a cabo lo antes posible. Una de esas acciones fue la adjudicación la pasada semana de obras de seguridad en 27 bloques: el tapiado de nueve de la primera fase y uno de la segunda, por un lado, y la ejecución de otras medidas cautelares en 17 más, por otro.

Según explicó el consejero delegado de Muvisa, Ignacio Viciana, los trabajos fueron contratados por un importe de 105.007,93 euros a Ecocivil, que cuenta con un plazo de seis meses para la realización de las actuaciones. "Fue un procedimiento abierto y urgente; se presentaron tres empresas, dos de las cuales no cumplieron con todos los requisitos", detalló. A partir de la adjudicación, la compañía tenía un plazo para la firma del contrato -que ya está rubricado- y aproximadamente una semana para visitar el terreno, asentarse y empezar las obras.

Así las cosas, el comienzo de esas labores parece que será inminente. Concretamente, el acuerdo es para el tapiado de nueve de los diez bloques de la primera fase (en el 15 ya se habían desarrollado este tipo de trabajos), así como en el 12, correspondiente a la segunda etapa y que necesita ser desalojado y tapiado. Los referidos nueve son los bloques del 1 al 5, el 8, el 16, el 33 y el 42.

Con respecto a las medidas cautelares en 17 bloques, se trata de apuntalamientos, actuaciones en humedades... Viciana precisó que estos son el 6, el 7, del 9 al 11, el 13, el 14, del 30 al 32, el 34, del 35 al 37, y del 39 al 41.

"Hay que ir acompasando los ritmos porque no todos los bloques de los diez primeros que hay que tapiar están absolutamente despejados, es decir, hay algunos en los que existe gente que no ha salido todavía o no quiere salir", manifestó, por lo que vaticinó que pueden tener "algún problema puntual". "Irán compaginando los trabajos de manera que irán haciendo tapiados y apuntalamientos o ejecutando medidas cautelares", abundó, antes de comentar que la intención es zanjar el tapiado con la mayor premura posible.

La casuística de los inquilinos es amplia. "Hay gente que ha firmado la orden de desalojo y ha aceptado, otros que ya estaban fuera, otros que han ido saliendo...", señaló el consejero delegado de Muvisa, que agregó que, con los que no han podido localizar, han efectuado publicaciones en el Boletín Oficial del Estado (BOE). "Luego hay casos del estilo de, por ejemplo, personas que están viviendo en Venezuela y, al recogerlo en el BOE, tienes que mandarle una carta y demostrar que has intentado contactar con ellos vía correo ordinario", indicó.

Viciana también expuso que los trámites que se están llevando a cabo, y especialmente los relacionados con el denominado expediente de expropiación, son difíciles. "Es muy complejo, es como un laberinto en el que uno va saliendo y se encuentra con otra pared", afirmó, antes de incidir en que van a realizar "mucho trabajo de campo" para agilizar.

Un arquitecto específico y una oficina de Muvisa

La contratación por parte de la Gerencia de Urbanismo de La Laguna de un arquitecto que se encargará específicamente de culminar el proyecto de expropiación es una de las fórmulas que se emplearán para lograr el ritmo más alto posible en los trámites. "La Gerencia está desbordada de trabajo y no se puede hacer todo a la vez", señaló el consejero delegado de Muvisa, Ignacio Viciana, sobre las razones por las que se ha optado por esa vía.

No es esa la única medida para ganar tiempo. "Cuando avancemos un poco más vamos a tener presencia física en Las Chumberas", planteó. Era una idea que venían barajando y que pasaba por la instalación de una "especie de oficina" en el centro ciudadano. El objetivo: que mayoritariamente la comunicación entre la Sociedad Municipal de Viviendas y Servicios de San Cristóbal de La Laguna y los vecinos no sea por carta, sino en persona. Una vez que se ubique ese puesto, los propietarios podrán firmar allí, entre otras cosas, las hojas de aprecio, donde elegirán si quieren el piso o una compensación económica.

"Las hojas de aprecio, como el acta de ocupación del suelo, son la clave de todo esto", destacó Viciana. "Hasta que los vecinos no te autoricen a ocupar su suelo, su vivienda, no puedes demoler ni construir nada", explicó.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Mapa Coronavirus España

Mapa Coronavirus España