Suscríbete eldia.es

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El descuento de 20 céntimos a la gasolina ahorra a los canarios algo más de 200 millones de euros

El Gobierno central estudia restringir su medida estrella contra la inflación y aplicarla solo a los colectivos más vulnerables - El gasoil es, sin descuento, tres céntimos más caro que en abril

Una conductora reposta su vehículo en una gasolinera E.D.

La continuidad del descuento de 20 céntimos por cada litro de combustible –cuya vigencia finaliza el próximo 31 de diciembre– no está garantizada. La que en su momento se consideró la ayuda estrella del Gobierno de Pedro Sánchez para tratar de mitigar el efecto de la inflación está siendo puesta en cuestión desde hace meses y ha ido ganando terreno la idea de que las bonificaciones deben dejar de ser generalizadas para centrarse en los sectores más vulnerables. Pero los canarios sí que han notado este descuento en su bolsillo desde el pasado 1 de abril, cuando comenzó a aplicarse, y es que solo en el Archipiélago ha permitido ahorrar a los conductores particulares y transportistas, en su conjunto, algo más de 200 millones de euros. 

-5 


Céntimos la gasolina 95


  • Los precios de los carburantes han descendido desde el pasado abril de forma ligera. La gasolina 95 es esta semana cinco céntimos más barata que en aquel momento sin descuento.

En línea con lo pactado el pasado lunes por los ministros de Economía y Finanzas de la Unión Europea –que se comprometieron a ir retirando las ayudas generalizadas contra la crisis energética para dirigirlas solo a los sectores más expuestos– la vicepresidenta primera del Gobierno, Nadia Calviño, apuntó esta semana desde Bruselas que el Gobierno tiene previsto limitar ciertas medidas tomadas para contener la inflación, como es el caso de la ayuda a los combustibles. En este sentido, abogó por restringir la bonificación «al ámbito profesional o determinados colectivos» y dejar de aplicárselo a «quienes no lo necesitan». 

La ayuda llega a su fin

Por lo que, si el Ejecutivo nacional no cambia de parecer, los conductores deberán despedirse de este descuento que aliviaba algo la cartera cuando tocaba llenar el tanque en la gasolinera. En total, y teniendo en cuenta los precios medios de los carburantes en los primeros seis meses de aplicación de esta medida, los conductores canarios se han ahorrado entre abril y septiembre 146 millones de euros gracias a este incentivo. Una cantidad que si se sigue la misma tendencia superará los 200 millones el 31 de diciembre, atendiendo al consumo de combustible recopilado por la Corporación de Reservas Estratégicas de Productos Petrolíferos (Cores). 

-4  


Céntimos la gasolina 98


  • El precio que marcan los surtidores de gasolina 98 en este momento también es menor que en abril. En concreto, el litro cuesta ahora cuatro céntimos menos, sin aplicar el bono.

Según esta estadística, el carburante que más se usa en el Archipiélago es el gasoil. Es el que utilizan de forma mayoritaria el transporte profesional y por eso es en el que se produce un mayor nivel de ahorro. En total, entre abril y septiembre –el último mes del que se disponen datos– la compra de este carburante se ha rebajado en 76,1 millones gracias al descuento. Le sigue la gasolina 95, la segunda más utilizada. Sin la aplicación de la bonificación, los conductores deberían haber invertido 436,6 millones en su adquisición, a un precio medio por litro de 1,52 euros. Pero con la rebaja aplicada por el Gobierno, el importe se reduce hasta los 379,1 millones, lo que supone un ahorro de 57,5 millones de euros. Menor ha sido la diferencia en el caso de la 98, la menos usada en las Islas, pero aun así, quienes la utilizan han podido conservar 13,2 millones.

La medida incentiva el uso del coche

Uno de los argumentos que se ha esgrimido para justificar una necesaria supresión de esta medida es que, en medio de una crisis energética, en lugar de desalentar el uso del vehículo privado lo que hace es incentivarlo y con él, el gasto en carburantes.

+ 3 


Céntimos el diésel


  • El gasoil es el único carburante que, sin no se tiene en cuenta la bonificación, cuesta ahora más que hace nueve meses. En concreto, es tres céntimos más caro. 

¿Qué ha ocurrido en Canarias? Según los datos facilitados por Cores, entre abril y septiembre de este año se consumieron en el Archipiélago 206.811 toneladas de gasolina 95, 47.346 toneladas de 98 y 323.428 de diésel. Lo que en conjunto elevan el gasto total en carburante hasta las 577.585 toneladas. Una cifra que supone que en esos seis meses de este año se consumieron 27.674 toneladas de carburante más que un año antes. Pero no todo este aumento puede achacarse a la bonificación establecida, ya que la pandemia desplomó el consumo de gasolina y gasoil en 2021 y ha sido este año cuando ha comenzado a recuperarse. De hecho, si se comparan con las cifras de 2019 –el último ejercicio de normalidad antes del covid– puede comprobarse como en ese periodo de aquel año el consumo fue casi 20.000 toneladas mayor. 

Moderación de precios

El Gobierno central ha indicado que apurará hasta el último momento para tomar la decisión de mantener o restringir el descuento y que en esta decisión tendrá mucho que ver el devenir del precio del petróleo que afecta de manera importante al coste de la gasolina. En Canarias, si bien los precios de los carburantes se han moderado desde el pasado abril, la bajada no ha sido significativa.

+5%


El consumo de carburantes


  • El uso de combustible se ha visto incrementado un 5% entre abril y septiembre de este año respecto a 2021. Un aumento que coincide con el bono y con la recuperación económica.

En el caso de la 95, en abril su coste medio se situó en 1,45 euros el litro, que tras la aplicación de la ayuda pasó a ser de 1,25. Ahora, el precio sin la bonificación se eleva hasta 1,40, lo que supone que tras la eliminación del incentivo los conductores pagarán la gasolina 15 céntimos más cara. Algo similar ocurre con la 98 que a pesar de estar cuatro céntimos más barata que en el momento del arranque de la medida, supone 16 céntimos más que sin el descuento. El diésel es un caso aparte ya que ahora cuesta más que primavera, en concreto es tres céntimos más caro.

Compartir el artículo

stats