Suscríbete

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El combustible de barcos y aviones lleva las exportaciones canarias a cifras récord

El suministro de fuel y queroseno en puertos y aeropuertos dispara las ventas al exterior | Crecen también los envíos de papel y cartón, tomates y cigarrillos

Momento de la estiba de un buque mercante en el puerto de Santa Cruz de Tenerife. E.D.

Las empresas canarias exportaron productos y mercancías en los cinco primeros meses del año por un montante de 1.244,8 millones de euros. ¿Mucho o poco? Muchísimo. El tejido productivo regional nunca había facturado una cifra tan alta por las ventas de bienes al exterior, es decir, fuera de España, antes incluso de cerrarse la primera mitad del ejercicio. Esos casi 1.245 millones son, por tanto, un nuevo récord en el período (enero-mayo). Es verdad que en este récord tiene mucho que ver que la principal exportación de las Islas es el suministro de combustibles a buques y aviones en puertos y aeropuertos, lo que se conoce como bunkering, que deja unos ingresos sin precedentes por los altísimos precios de los hidrocarburos; pero no es menos cierto que también crecen, aunque su peso sea menor en el global, las ventas de cajas de papel y cartón, cigarrillos, aguas de tocador y tomates, que son otras de las mercancías made in Canarias más apreciadas fuera del país.

De enero a mayo de 2021, cuando los síntomas de la ola inflacionaria en ciernes apenas empezaban a manifestarse, la región exportó bienes por importe de 658,3 millones. El incremento en los mismos meses de 2022 es así de un 89%, lo que significa que los ingresos por las ventas al exterior casi se han duplicado de un año para otro. Solo una vez en la historia se habían superado los 1.200 millones de euros en exportaciones en los cinco primeros meses del ejercicio. Fue en 2013, cuando la economía regional empezaba a levantar cabeza tras lo peor de la crisis financiera. Entonces se rozaron los 1.210 millones, por debajo de los 1.244,8 facturados en el mismo período de este año. Con todo, lo mejor de los datos publicados este lunes por la Secretaría de Estado de Comercio es que el crecimiento de las exportaciones isleñas es generalizado.

El bunkering tira hacia arriba de los ingresos de forma notable por la actual carestía de los combustibles. El queroseno, la gasolina de los aviones, es el producto que lidera las ventas del Archipiélago al exterior con una suma hasta el 31 de mayo de 248,5 millones de euros. El aumento alcanza la friolera del 538% en relación con los mismos meses de 2021, el año II de la pandemia, cuando la conectividad aérea todavía estaba bajo mínimos. No en vano, esas exportaciones de queroseno son las recargas de los aviones en los aeropuertos de la región. También se incrementan, claro, los suministros de fuel y de gasoil a los buques en los puertos isleños. Las exportaciones de diésel –gasoil o gasóleo– rozan en lo que va de ejercicio los 200 millones de euros, un 102,7% más que en el mismo período del año pasado, esto es, el doble; y las de fuel –con un contenido en azufre superior al 0,1% pero hasta el 0,5% en peso– llegan a 119,4 millones, un 33,5% más. Además, la economía canaria ha facturado otros 128,5 millones de euros por el resto de mercancías y productos suministrado a buques y aeronaves, lo que supone una subida, también extraordinaria, de hasta un 281%.

Pero las cifras de las exportaciones son positivas incluso dejando a un lado las actividades de bunkering. Las ventas de papel y cartón a terceros países superaron de enero a mayo los 13,2 millones, un 19,2% más; las de cigarrillos, los 11,5 millones, hasta triplicarse; las de aguas de tocador, los diez millones, un 7,5% de incremento; y las de tomates, los 9,8 millones de euros, un 11% más. Y se reactivaron las exportaciones de turborreactores para motores de gas, que dejan casi 17 millones; de cadenas de eslabones soldados, que rozan los 13,4 millones de euros; de piezas de aeronaves –casi 13,2 millones–; y de turbopropulsores, que incluso superan los 20 millones de euros.

En cuanto a las importaciones, alcanzaron hasta mayo los 1.536,6 millones, un 52% más que en igual período de 2021. La cifra está por encima de los menos de 1.500 millones de 2019, el último año precovid, pero aún lejos de ejercicios –el último 2017– en los que se rebasaron los 2.000 millones ya en los cinco primeros meses.

Compartir el artículo

stats