Suscríbete eldia.es

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Fact-checking

¿El aumento de fijos discontinuos maquilla las cifras del paro?

El PP acusa al Gobierno de hacer una lectura manipulada de los datos de desempleo aprovechando la figura estrella de la nueva reforma laboral

El líder del PP, Alberto Núñez Feijóo, considera que el Gobierno está "maquillando los datos del paro", porque ahora no incluye a “los fijos discontinuos”. Y no son pocos, según ha afirmado en una entrevista este jueves en Onda Cero, sino "unas 700.000" personas que, según él, antes aparecían en las listas del paro y ahora, con ese cambio de denominación, no lo hacen. Los ministerios de Trabajo y Seguridad Social han actualizado como cada mes los datos de afiliación y desempleo del mes de mayo, entre los que destaca que la cifra total de paro ha bajado de los tres millones de personas por primera vez desde 2008. Pero, ¿cómo influye el aumento reciente de los fijos discontinuos en la estadística?

¿Qué es un fijo discontinuo?

La figura del fijo discontinuo no es nueva y existe en el ordenamiento laboral español desde hace décadas. No obstante, la reforma laboral pactada entre el Gobierno, la patronal y los sindicatos limita la contratación temporal y pretende redirigir parte de ese empleo hacia la figura del fijo discontinuo. Para situar la dimensión de los mismos, en los cinco meses que lleva en vigor la reforma laboral se han firmado en España un total de 683.300 contratos de este tipo, según datos públicos del SEPE. En el mismo periodo del 2019 se firmaron 98.026, es decir, siete veces menos.

Pero, ¿qué es un fijo discontinuo? Es un empleado contratado por una empresa pero que trabaja de manera intermitente. Es decir, el empresario únicamente llama a trabajar a dicho empleado en los momentos que tenga mayor actividad o demanda. El contrato de fijo discontinuo tiene carácter de indefinido y explica, en parte, el aumento sustancial de la contratación indefinida experimentado durante los últimos meses.

Un caso habitual eran los camareros o trabajadores de hotel. El hotel tenía una plantilla fija para atender el negocio durante todo el año, pero ante los picos de actividad en invierno o verano activaba a un grupo extra de trabajadores fijos discontinuos. Ya los tenía contratados previamente y estos conocían el quehacer del negocio, pero no tenía sentido que tuviera una plantilla sobredimensionada durante todo el año. Mientras no estaban activos no cotizaban, tampoco cobraban de la empresa, pero esta tenía la obligación de llamarlos a ellos y no a otras personas cuando empezara la temporada. Los preavisos y el periodo mínimo de trabajo se negociaba por empresa o convenio.

¿Cuenta un fijo discontinuo como parado cuando no trabaja?

No. Para que una persona compute oficialmente como parado debe cumplir dos requisitos. Por un lado, no tener empleo. Y, por el otro, estar inscrito en las oficinas públicas de empleo (SEPE) como demandante de ocupación. Hay parados que no están inscritos y que no computan y hay inscritos que sí tienen otro trabajo, pero están inscritos por si les llega una oferta de trabajo alternativa.

Los fijos discontinuos no pueden contar como parados mientras tengan un contrato fijo discontinuo, pues están ligados formalmente a la empresa. Y solo computarán como parado si la empresa considera que no va a necesitar más los servicios de ese trabajador y le despide, pagando la indemnización pertinente.

Mientras el fijo discontinuo está operativo cotiza como cualquier otro trabajador a la Seguridad Social y cuando deja de estar operativo deja de cotizar. A menos que pase a trabajar en otro empleo, algo habitual en algunos perfiles, que encadenan una campaña con otra y cuyos periodos de inactividad son cortos o inexistentes. En consecuencia, la acusación de Feijóo de que el Gobierno maquilla los datos al no computar como parados a los fijos discontinuos carece de base estadística y, además, infiere que un fijo discontinuo solo estará empleado en una única empresa y no irá encadenando empleos durante todo o parte del año. Nunca han contado como parados y la nueva reforma laboral no ha introducido cambios a este respecto.

¿Puede tener el alza de fijos discontinuos incidencias en los datos del paro?

Sí, aunque indirectamente. Muchos trabajadores que hoy son fijos discontinuos antes eran trabajadores temporales. La empresa les hacía un contrato de tres meses para cubrir la campaña de verano y cuando esta acababa se iban a la calle y pasaban a computar como parados. Con la popularización del fijo discontinuo, esa misma persona no computará como parado, ya que seguirá vinculado -pasivamente- a la empresa. Lo que le garantiza más derechos -como mayor indemnización en caso de despido o garantía de volver a ser llamado él y no otro cualquiera-. Pero sí que es cierto que a partir del otoño parte de los fijos discontinuos figurarán como afiliados a la Seguridad Social pero en verdad no estarán trabajando.

Ahora mismo este matiz estadístico no tiene incidencia sobre los datos, pues los fijos discontinuos firmados ahora son para trabajar ahora y la cantidad de estos que esté inoperativo totalmente será residual. Es decir, el paro ha bajado en casi 100.000 personas y se ha situado por debajo de los tres millones de personas por la inercia de los últimos meses de generar empleo. De los últimos 12 meses, solo en dos ha repuntado el paro.

¿Es posible que el paro no repunten tanto en otoño cuando acabe el verano? Sí, es posible, ya que entraremos en la fase en que gente que hoy está operativa deje de estarlo, pero no compute como parado. Antes si tenía un contrato temporal sí lo computaba y a nivel contractual tenía peores condiciones laborales.

Compartir el artículo

stats