24 de septiembre de 2020
24.09.2020

La plantilla de JSP reclama impagos a la empresa por más de un millón de euros

El comité de empresa estudia nuevas movilizaciones ante la ausencia de soluciones

24.09.2020 | 00:51
La plantilla de JSP reclama impagos a la empresa por más de un millón de euros

Atrapada entre el deseo de que la histórica empresa canaria de alimentación JSP mantenga su actividad y la necesidad de recuperar las remuneraciones contenidas en sus contratos. Así se declara la plantilla de esta sociedad comandada por José Sánchez Rodríguez. El comité de empresa ya ha hecho público su malestar durante las últimas semanas y estudia nuevas movilizaciones para dar visibilidad a sus protestas. Aseguran que la deuda con los asalariados supera el millón de euros.

Justo antes del estallido de la pandemia y la declaración del estado de alarma, JSP aseguraba estar a punto de concretar nuevas vías de financiación para hacer posible la puesta punto de la empresa. Lo cierto es que si entonces los empleados veían pasar de largo el tiempo de cobrar las pagas extraordinarias sin recibir un euro y percibían las nóminas por fascículos, a razón de dos por mes, ahora las entregas de las remuneraciones mensuales se dividen "ya en tres partes", según explicó ayer el presidente del comité de empresa, Ángel Yanes.

La plantilla, ante las dificultades por las que atravesaba la empresa, firmó un descuelgue salarial de entre 100 y 120 euros mensuales, en función de las percepciones de cada trabajador. Según Yanes, "se trataba de garantizar la viabilidad del negocio. Arrimamos el hombro y al día siguiente comenzaron los despidos de alrededor de 90 personas y acogiéndose a los despidos objetivos que facilita la reforma laboral de 2012". Aclaran que ese acuerdo no era infinito en el tiempo, sino que caducó en 2019.

Los empleados no están por la labor de rubricar otra "carta en blanco", en definición del representante de los trabajadores. "Estamos dispuestos a sentarnos a negociar", aclaró Yanes, "y a firmar un nuevo acuerdo". En él debe recogerse, "por escrito, el compromiso de la empresa de que si hay nuevos despidos se contemplen como improcedentes y se paguen 45 días por año hasta 2013, detalló el presidente del comité de trabajadores. Yanes destaca que esa medida "supone cero euros a la empresa, a no ser que piense hacer otras cosa".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook