26 de agosto de 2020
26.08.2020

Los hoteleros se sublevan por el cobro de tributos locales a alojamientos cerrados

Los empresarios denuncian que les obligaron a clausurar sus establecimientos por la pandemia, pero los ayuntamientos no han parado el "taxímetro" de los impuestos

25.08.2020 | 22:31
Los hoteleros se sublevan por el cobro de tributos locales a alojamientos cerrados

Los hoteleros canarios reclaman a las administraciones -Estado, Gobierno canario y ayuntamientos- un trato "justo y equitativo", y al igual que les obligaron a cerrar los establecimientos alojativos durante casi tres meses por decreto gubernativo, ante el Covid-19, exigen ahora que no les cobren durante ese periodo el Impuesto de Actividades Económicas (IAE), el de Bienes Inmuebles (IBI) y el de basura. Los ayuntamientos han pasado ya los recibos íntegros de estos tributos cuando no han desempeñado los servicios de recogida de basura y los establecimientos no han tenido actividad económica. Esta situación está sublevando al sector.

Además, señalan que muchos hoteles siguen cerrados, ahora por decisión propia por la inexistencia de turistas extranjeros, y los que han abierto tienen "pérdidas", por lo que también ven de "justicia" que se les compense con la modulación de los impuestos en estos meses para dar un balón de oxígeno al sector.

La patronal hotelera de la provincia de Santa Cruz de Tenerife, Ashotel, y de las Palmas, FEHT, denuncian que las administraciones no han tenido en cuenta que les han obligado a cerrar por el coronavirus, y aunque esta situación sobrevenida está causando estragos en la actividad turística, paralelamente les siguen cobrando los mismos impuestos.

El presiente de Ashotel, Jorge Marichal, explica que les envió una carta hace meses a todos los municipios turísticos de la provincia de Santa Cruz de Tenerife solicitando que no cobraran los tributos municipales a los hoteles por estar cerrados. "Solo el Puerto de la Cruz ha optado por cobrar el 50% de la tasa de basura por una gestión directa de Ashotel y Garachico por iniciativa propia, pero otros respondieron con una excusa fiscal que no podían modificar unilateralmente la normativa fiscal o eximir a un obligado tributario del pago de los impuestos", apunta.

Tener un detalle

También el presidente de la Federación de Empresarios de Hostelería y Turismo de Las Palmas (FEHT), José María Mañaricúa, envió una carta en mayo a la Asociación de Municipios Turísticos de Canarias pidiéndoles que tuviesen en cuenta una reducción del IBI en 2020 por esta situación. La respuesta fue que "no pueden hacer nada porque el presupuesto está aprobado", asevera, por lo que la patronal ha reclamando que, entonces, haya una minoración en el 2021. "Los hoteleros estamos en pérdida y deberían tener un detalle en los impuestos", subraya Mañaricúa.

Para el director general Be Cordial Hotels & Resorts, Nicolás Villalobos, "parece de mal gusto, no ético y ni equitativo" que las administraciones- Estado, Gobierno canario y ayuntamientos- obliguen a cerrar, lo que no discute porque la situación sanitaria así lo exigía, "pero mantengan el taxímetro en marcha de los impuestos". El empresario prefiere ceñirse al cierre de los hoteles por fuerza mayor y decreto gubernativo durante casi tres meses y lo que está "clarísimo" es que no se debería abonar, por ejemplo, "una sexta parte del año del IBI, la basura o del IAE", pero "nadie ha dicho nada, ni se les ha ocurrido, y es una injusticia", argumenta.

En la misma tesis se posiciona Santiago de Armas, presidente de IFA, del grupo Lopesan, quien abunda que los ayuntamientos quieren cuadrar sus presupuestos pero están interviniendo como empresas privadas ante el sector canario que más afecta esta crisis. Los municipios alegan que necesitan recursos, "pero tienen que mirar hacia arriba, hacia el Estado para que financie los costes de los ayuntamientos, y no a base de impuestos" cuando, ademas, se ha obligado a cerrar los hoteles, remarca. Las empresas ya están presentando recursos ante las administraciones a estos cobros.

Ángel Martel, director de los apartamentos Corona Roja, en Playa del Inglés, considera que aunque se aplazó el pago a septiembre de los impuestos no es suficiente, y "no existe ningún miramiento a ninguna de las decisiones que ellos mismos han tomado. No han abierto ni un proceso de información para ver qué ha pasado; es por imperativo legal y si no pagas hay recargo".

Desde la Asociación de Municipios Turísticos de Canarias argumentan que se están estudiando soluciones. El ayuntamiento de Adeje, por ejemplo, prevé suspender el cobro del impuesto de la basura en el periodo que se les obligó a cerrar y sobre el IBI están analizando si puede hacer alguna bonificación el próximo año.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook