02 de julio de 2020
02.07.2020
Crisis del coronavirus

Canarias escala a la 'fase tranquilidad' para captar 3,7 millones de peninsulares

Turismo lanza una campaña para reforzar la imagen del Archipiélago como destino seguro y atraer a los clientes nacionales que suelen decantarse por viajar al extranjero

01.07.2020 | 23:26
Las dunas de Maspalomas (Gran Canaria) y las piscinas de Las Calcosas (El Hierro), dos imágenes de la campaña.

La Consejería de Turismo del Gobierno de Canarias ha emprendido una campaña de comunicación para el visitante nacional que se dirige, sobre todo, a un mercado potencial de 3,7 millones de españoles que el año pasado viajaron a destinos internacionales y exóticos. El departamento que encabeza Yaiza Castilla pretende sumar nuevos clientes en un momento en que la crisis sanitaria de la Covid-19 dificulta pasar las vacaciones en el extranjero. Este volumen potencial de visitantes se suma a los 2 millones de residentes en España -excluyendo a los propios canarios- que en 2019 ya optaron por el Archipiélago como destino vacacional.

Entra en fase tranquilidad es la denominación de esta iniciativa promocional, que se encuadra en un contexto en el que se incrementa la motivación del turista por unas vacaciones de proximidad y dentro del territorio nacional. En esta situación, "destinos de naturaleza y actividades al aire libre como Canarias se convierten en una oferta especialmente atractiva por presentar menos restricciones y masificación", afirmó Castilla.

La campaña, orientada a los meses de verano, se ha puesto en marcha más tarde que otros años, en coherencia con el propio retraso de los turistas en decidir sobre sus vacaciones en una situación tan anómala como la actual. "El momento clave de la toma de decisión es este", recalcó la consejera. La intención de Turismo es que los mensajes se prolonguen durante los primeros momentos de la temporada de invierno, de manera que la imagen de marca del destino arraigue en el mercado nacional.

El temor al contagio y a los espacios masificados puede favorecer a Canarias en una situación como la generada por la epidemia del nuevo coronavirus. Por ello, la campaña incide en "los kilómetros de costa y de playa" y los espacios naturales con los que cuentan las Islas. Estos parajes suponen "una ventaja competitiva", indicó la directora de Proyectos de Comunicación de Márketing de Promotur Turismo de Canarias, Elena González, quien explicó los detalles de la iniciativa. La ultraperiferia, que en tantos aspectos representa un hándicap para la región, en esta ocasión "puede jugar a favor", dado que "en la mente del consumidor se aleja del foco de la pandemia".

El presupuesto de la campaña, 2,5 millones de euros, "no tiene precedentes", aseguró Yaiza Castilla. "Queremos transmitir el mensaje de un destino plenamente reactivado y con todas las garantías de seguridad sanitaria en los procesos de toda la cadena de valor de la actividad turística", expuso la consejera.

El mercado nacional es el tercero en visitantes y gasto -1.485 millones de euros en facturación en 2019- para el Archipiélago tras Reino Unido y Alemania. Se trata, además, de una clientela joven -una media de 42 años-, lo que explica que se muestre más dispuesta a "buscar una experiencia diferenciada", a recorrer las islas y a disfrutar de la gastronomía de la región. También presenta una clara propensión a repetir visita: siete de cada diez lo hacen.

La lenta reactivación turística de Canarias se acompasa con una progresiva ampliación de las conexiones aéreas, destacó Castilla. En julio hay previstas unas 145.000 plazas semanales, una cifra que sigue en crecimiento.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook