07 de diciembre de 2019
07.12.2019

Casi un tercio del parque de vehículos de Canarias es muy contaminante

Menos de un 1% de los turismos en las Islas tienen etiqueta ecológica v Tráfico deja en manos de los Ayuntamientos la obligatoriedad de llevarlas de forma visible

06.12.2019 | 22:07
Cola de coches en uno de los accesos a Santa Cruz de Tenerife.

El parque actual de turismos y todoterrenos en Canarias está obsoleto. Los vehículos viejos predominan en el Archipiélago, lo que conlleva un aumento de los niveles de contaminación en las Islas, amén de los de inseguridad. Casi un tercio del total, hasta 312.518 vehículos, no podrían lucir en sus parabrisas el distintivo medioambiental que reparte la Dirección General de Tráfico (DGT), el 27,16%, según datos de la patronal de los concesionarios, Faconauto. Los coches sin esta pegatina son los más antiguos -modelos de gasolina anteriores a enero de 2000 y de diesel anteriores a 2006- y los más contaminantes, responsables del 70% de las emisiones de óxido de nitrógeno y partículas en los núcleos más poblados.

Por provincias, en Las Palmas existen 147.278 vehículos sin distintivo?(24,9%), frente a la provincia de Santa Cruz de Tenerife en la que hay hasta 165.240 turismos sin etiqueta?(29,5%). Lo que indica que el número de conductores contaminantes es mayor en la provincia occidental.

A pesar de la elevada cifra del Archipiélago, Canarias se mantiene por debajo del porcentaje nacional de vehículos sin distintivo medioambiental, que actualmente supera el 31%, lo que corresponde a unos siete millones de coches. "Aunque la cifra en las Islas sea un poco más baja, no podemos frenar los esfuerzos por reducirla", asegura Alfonso Nogueira, director general de Faconauto, quien explica que los "modernos coches de los rent a car" influyen en los porcentajes canarios. La comunidad autónoma con peores estadísticas es Galicia, donde un 41% del parque de vehículos pertenece a este grupo de los supercontaminantes.

Las pegatinas clasifican los automóviles en función del grado de emisiones a la atmósfera y existen hasta cuatro tipos distintos. La diferenciación tiene como objetivo discriminar positivamente a los vehículos más respetuosos con el medio ambiente. La DGT no obliga a llevar estas pegatinas en los coches, pero son los ayuntamientos los que deciden respecto a ellas en cada municipio. Eso es lo que ha ocurrido en Madrid donde llevar el distintivo es obligatorio desde el 24 de abril de este año, lo que ha servido para restringir el tráfico en episodios de alta contaminación. Además, sirven para promocionar las nuevas tecnologías a través de beneficios fiscales o relativos a la movilidad. Las etiquetas se pueden adquirir en los talleres y en las oficinas de Correos y se colocan en el ángulo inferior del parabrisas delantero.

E Etiqueta B. La etiqueta B es de color amarillo y están destinadas para que las lleven turismos y furgonetas ligeras de gasolina matriculadas a partir de enero del año 2000 y de diesel a partir de enero de 2006. También deberían llevarla vehículos de más de ocho plazas y de transporte de mercancías tanto de gasolina como de diesel matriculados a partir de 2005. Son vehículos bastante viejos y en Canarias representan el 25,56% del total del parque. En la provincia de Las Palmas hay 149.152 (25,2%) transportes con este distintivo y en la provincia occidental 144.934 (25,9%).

E Etiqueta C. La etiqueta C es de color verde y deberían llevarla turismos y furgonetas ligeras de gasolina matriculadas a partir de enero de 2006 y diesel a partir de 2014. También distinguen vehículos de más de ocho plazas y de transporte de mercancías, tanto de gasolina como de diesel, matriculados a partir de 2014. Estos son los más numerosos en las Islas, representan el 38,85% del total. En la provincia de Las Palmas el porcentaje es mayor: el 42% pertenecen a este grupo, 248.199 en total. En la provincia vecina los datos disminuyen, un total de 198.801 coches presentarían esta etiqueta pegada en sus parabrisas, un 35,5%.

E Etiqueta CERO. Esta pegatina de color azul corresponde a vehículos eléctricos de batería (BEV), vehículo eléctrico de autonomía extendida (REEV) y vehículo eléctrico híbrido enchufable (PHEV) con una autonomía mínima de 40 kilómetros o vehículos de pila de combustible. Es una de las opciones del futuro y una de las más ecológicas. En Canarias solo un 0,07% de los coches pertenecen a este grupo. Si se profundiza en los datos por provincia el números de coches con este tipo de distintivo es mayor en la provincia oriental, pero al consultar los porcentajes estos coinciden en un 0,1% en ambas regionales. En términos absolutos en Las Palmas hay 504 vehículos de este tipo y en Santa Cruz de Tenerife la cifra es de 334.

E Etiqueta ECO. La etiqueta ECO es mitad verde mitad azul, y corresponde a vehículos híbridos enchufables con autonomía menor a 40 kilómetros, vehículos híbridos no enchufables (HEV), vehículos propulsados por gas natural o vehículos propulsados por gas natural comprimido (GNC). El porcentaje de este tipo de transportes representa el 0,62% del total en las Islas. Estos modelos también tienen mayor presencia en la provincia de Las Palmas donde son el 0,8% (4.758) del parque de vehículos en la provincia. Mientras que en Santa Cruz de Tenerife representan solo el 0,4% (2.353). "La facilidad en la compra, la recarga y la posibilidad de que el cliente pueda elegir entre varios modelos es lo más importante para que cada vez sean más este tipo de etiquetas en Canarias", apunta Alfonso Nogueira.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook