11 de octubre de 2019
11.10.2019

Torres aplaude el plan de choque estatal para atajar la crisis abierta por Cook

El Gobierno canario aprueba una partida de 4 millones de fondos propios de los que la mitad irán a la promoción de las islas y la otra a preservar los puestos de trabajo

11.10.2019 | 19:52
El presidente de Canarias, Ángel Víctor Torres, este viernes, en Madrid

El presidente de Canarias, Ángel Víctor Torres ha calificado las medidas tomadas "con celeridad" por el Gobierno tras la quiebra de Thomas Cook como "productivas" y cuyo objetivo ha sido "preservar el empleo" que es el principal motor de la economía de las islas, ya que si este sector se interrumpe "se quiebra la sociedad canaria".

La inyección económica de 15 millones, la reducción de tasas aeroportuarias de AENA, el aplazamiento de los pagos a la seguridad social y la promoción de Canarias han sido alguna de las medidas del llamado plan de choque ante la quiebra del touroperador británico, que incluyen líneas de crédito de hasta 700 millones de euros para todas las regiones afectadas.

Además Torres ha informado este viernes de que el Gobierno canario ha aprobado una partida de 4 millones de fondos propios, de los que la mitad irán a la promoción de las islas, mientras que la otra mitad será para preservar el empleo.
Gracias al trabajo del gobierno y los cabildos canarios "entre un 60 y un 70 % de los afectados por la quiebra" han podido volver a sus destinos gracias al acuerdo con otras aerolíneas y además "no hay ningún hotel que haya que tenido que cerrar" durante esta crisis, ha destacado el presidente canario.

Torres ha dado por hecho que "habrá una buena temporada de invierno" a pesar de que la quiebra "nos dejó preocupados" porque "pensábamos que compañías como "Cóndor estaban en riesgo de quebrar".

El presidente de Canarias ha agradecido a los agentes sociales, patronales, cabildos y al Ministerio de Turismo los esfuerzos realizados durante este periodo de crisis y ha anunciado la visita de la ministra en funciones del ramo, Reyes Maroto, a Tenerife "para analizar varias propuestas y ver la realidad de nuestra tierra" de primera mano.

Por su parte el presidente del Cabildo de Fuerteventura, Blas Acosta, ha asegurado que esta crisis desatada por la quiebra del touroperador británico "debería ser una oportunidad para cambiar nuestra percepción de la conectividad", ya que debemos abaratarla, porque tenemos "45 millones de posibles turistas".

Acosta ha asegurado que la quiebra dejó un panorama de incertidumbre y que las decisiones de la administración ha sido "dar seguridad a los trabajadores durante esta crisis", objetivo que se ha cumplido ya que se han "preservado los 400 puestos de trabajo" de Fuerteventura que estaban en riesgo.

El Gobierno ha aprobado medidas urgentes para minimizar el impacto de la quiebra de Thomas Cook, valoradas en 800 millones de euros, 500 millones más que las anunciadas inicialmente y que corresponden a una línea de crédito para financiar proyectos que contribuyan a mejorar la competitividad.

El consejo de Ministros ha aprobado este viernes el real decreto-ley por el que se adoptan actuaciones con las que se pretende no sólo paliar los efectos de la insolvencia del turoperador británico, sino también fortalecer la competitividad del sector turístico español y su adaptación a las nuevas tendencias globales del mercado.

A la línea de crédito de hasta 200 millones de euros, a través del el Instituto de Crédito Oficial (ICO), destinada a atender las necesidades financieras de los afectados, anunciada anteriormente, se suma ahora otra, de hasta 500 millones, que tendrá por objeto apoyar financieramente los proyectos que desarrollen las empresas turísticas orientados a la adaptación y mejora de la competitividad, en especial aquellos que contengan actuaciones de digitalización, innovación y modernización de los servicios.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook